30 jul. 2018

Dos preguntas para los críticos del aborto

Publicado hoy en Clarín

Existen al menos dos preguntas muy importantes que corresponde formular a todos aquellos que se oponen a la sanción de una ley de interrupción voluntaria del embarazo, y en particular a los legisladores nacionales involucrados en esta discusión. Tales preguntas sugieren la presencia de graves, llamativos problemas en la argumentación de los opositores al aborto, por lo que –en el marco de los debates hoy en curso- necesitamos urgentemente saber qué explica la persistencia de tales errores. Las preguntas que quisiera formular tienen su asidero en acuerdos muy extendidos dentro de la sociedad, y en particular dentro del Congreso de la Nación, que paso a detallar. 

La primera pregunta tiene que ver con el siguiente acuerdo: legisladores favorables y no favorables al aborto parecen coincidir en la idea de que, castigar con prisión a la mujer que ha realizado un aborto, no sólo es injusto sino que, en la práctica, no sirve a nada. Por citar un caso muy relevante: en un reportaje publicado días atrás, hecho a la actual vicepresidenta de la Nación -una activa militante anti-abortista- se le preguntó si la mujer que practica un aborto debería ir presa. La vicepresidenta respondió entonces, categóricamente: “No, para nada. Hay que despenalizar a la mujer.” La misma actitud pudo advertirse, hace unos días, entre Senadores y Senadoras opuestos al aborto. Lo cierto es que, si de veras creyeran que lo que está en juego en el caso del aborto es “el asesinato de un niño indefenso,” entonces, la mujer no sólo debería ser penalizada, no sólo debería ir a la cárcel, sino que además debería recibir la pena más severa de todas: la prisión perpetua. Ello, porque lo que está en juego es un homicidio pensado y planificado de antemano, agravado por el vínculo: lo que le corresponde a la madre es ni más ni menos que la prisión perpetua, como la que recibiera, días atrás, la joven Nahir Galarza.  Por lo dicho, la pregunta hacia los legisladores es: ¿Cómo pueden sostener que el feto es un “niño indefenso” y, al mismo tiempo afirmar que la mujer que aborta (por ejemplo, luego de una violación) no debe ser condenada? ¿Qué explica que no militen, como debieran, por la pena de prisión perpetua para la mujer que aborta, si ella –supuestamente- mata, de modo cruento y premeditado, “a su propio hijo indefenso”?  

El segundo grupo de preguntas que quisiera formular tiene que ver con otro acuerdo que también aparece extendido dentro de la sociedad, y que se vincula con el siguiente hecho: el 5 de junio de 2013, el Congreso aprobó, casi por unanimidad, la ley de fertilización asistida (votaron sólo dos senadores y un diputado en contra de dicha iniciativa). La sanción de la ley fue seguida por un emocionado festejo de parte de todos los legisladores, conscientes del paso tan crucial que estaban dando. Desde la aprobación de la ley, hace 5 años, la misma funcionó exitosamente: se duplicó, por ejemplo, el acceso a los tratamientos asistenciales (el número de los mismos pasó de 10000 a 21000). Este maravilloso paso adelante fue socialmente recibido como una celebración de la vida, y con razón: hoy, en efecto, miles de familias recuperaron la esperanza de convertirse en padres gracias a dicha norma. La duda aparece, sin embargo, cuando advertimos que los festejados procesos de fertilización asistida implican, normalmente, el descarte o congelamiento –por tiempo indefinido-  de embriones –un resultado similar al que puede involucrar un aborto. Entonces nos preguntamos: ¿Cómo puede ser que algunos de los mismos legisladores que defendieron eufóricos aquella ley, hablando del valor de la vida, se opongan hoy al aborto usando la retórica de la muerte? ¿Cómo pueden aceptar la ley de fertilización, si es que tiene tan significativos paralelismos con la práctica del aborto? ¿Y cómo es que los legisladores que no participaron de aquellos debates, pero hoy se posicionan contra el aborto, no militen día y noche por la derogación de la misma? ¿Es que avalan la “matanza indiscriminada” de embriones? ¿Y cómo no denuncian criminalmente a sus pares legisladores, en lugar de convivir alegremente con quienes “alientan el asesinato en masa”? 

Todo lo dicho hasta aquí sólo puede explicarse porque –contra lo que sostienen, de modo ingenuo, equivocado, o hipócrita, los que rechazan una ley de aborto- ninguno de nosotros –y ellos tampoco- considera igual a un embrión en sus etapas más tempranas, que a un feto que ha desarrollado su sistema nervioso, o que a un niño a punto de nacer. Son esas diferentes valoraciones las que explican por qué todos festejamos, en su momento, la aprobación de la ley de fertilización asistida; por qué vemos a prácticas como la de la fecundación in vitro como una celebración de la vida; o por qué todos consideraríamos una aberración inimaginable, sancionar (con prisión perpetua!) a la mujer que ha practicado, con todo el dolor que ello implica, un aborto. 


18 comentarios:

julieta eme dijo...

en los comentarios de la nota vas a tener las repuestas. aunque la lógica o la consistencia, te la debo.

rg dijo...

no, no, por principio: no mirar en las alcantarillas, las cloacas de la discusión pública

Anónimo dijo...

El CP dice que un aborto "producto de una violacion" o de una mujer "idiota" no es punible, con lo que la vida en ese caso del feto tendria menor valor, solo por el hecho (grave, pero que en si no tiene relacion con el fundamento sobre la vida del feto). Eso significaria que la vida se protege de diferente manera, algo similar a como sucede, por ejemplo, con el derecho de seguro, o la indemnizacion laboral. Un feto producto de una violacion es una vida, pero no seria relevante a los fines penales, a diferencia de una persona nacida, aunque producto de una violacion. o sea, el CP ya reconoceria que la proteccion de la vida tiene algun tipo de graduacion (algo insolito teniendo en cuenta el bien juridico) dependiendo del estadio o grado de desarrollo de... la vida, lo que es en si absurdo: no se puede estar porcentualmente vivo.

Diferente es la inseguridad juridica y el temor fundado de un medico sobre como proceder: exponerse a una persecucion penal en Argentina es tan facil como exponerse al resfrio, teniendo en consideracion la formacion de los juristas en Argentina y el funcionamiento del sistema penal. Ese temor es fundado, y la aclaracion normativa dificilmente contribuya a resolver el problema, porque las condiciones de operatividad del sistema penal no están integradas unicamente por las normas de fondo, y ver que algo asi como la despenalizacion del aborto es algo asi como un "avance" parece mas un espejo de colores que sirve, en todo caso, para vender libros, en lugar de ser de hecho un avance real y concreto.

La discusion, para mi, no pasa mas de una mas de aquellas que se encuadra en el facilismo de resolver todo cambiando las leyes de fondo, con un dejo de oportunismo politico, de practicamente todos los que participan en el debate.

Luis





Anónimo dijo...

Son buenas las preguntas Roberto. Yo le haría entonces una pregunta a los que sí apoyan este proyecto: dado el carácter "incremental" del concepto de persona, como se puede considerar como un derecho un aborto por "riesgo social" en el octavo mes de embarazo???? Como puede ser que en un feto sietemesino que nace pasa a tener un derecho absoluto a la vida (y su eliminación seria un homicidio calificado por el vinculo) pero si no tiene esa "suerte" puede ser eliminado, por ej, por implicar un riesgo para la salud mental de la madre? Creo que si sostenemos esa progresividad, y somos coherentes, solo es aceptable la interrupción en los primeros estadios del embarazo salvo riesgo cierto para la vida de la madre. Asi es en la legislación francesa por ejemplo, pioneros en esta cuestión.

Alejandro

rg dijo...

me parecen raras esas preguntas, dado que el proyecto aboga por aborto hasta la semana 12 o 14. lo demás es un problema de ponderación de derechos, que aparece en todo el mundo, y que no tiene que ver con el proyecto, sino con la legislación general de todo el mundo, y cómo tiende a ponderar la jurisprudencia. no veo nada raro

Anónimo dijo...

Los argumentos contrarios a la legalización se reducen exclusivamente a esto. Lo demás es una ideologización (en términos marxistas). Esto es lo que realmente juega para oponerse a la liberalización: https://www.lanacion.com.ar/2157697-la-iglesia-convoca-a-una-misa-en-la-catedral-el-mismo-dia-en-que-se-vota-el-proyecto-sobre-el-aborto

Carlos dijo...

¿Qué necesidad hay de pelearse con un hombre de paja? ¿Y qué sentido tiene pedirle solidez argumentativa a legisladores que se inclinan por una posición o por la otra por razones ajenas a la discusión sobre el estatus ontológico del embrión? (porque la discusión le queda grande a los legisladores y porque están pensando en otra cosa).
Cuando Michetti dice que no permitiría el aborto ni en caso de violación le dicen que "atrasa". Pero si Michetti dice que sí lo permitiría le dicen que es "inconsistente". ¿Te das cuenta? No hay forma de que Michetti pueda salir airosa. La única salida posible, para Michetti y para los que piensan como ella, es votar como ustedes! (parece que no aprendieran la lección de Trump presidente, elegido por los que están siempre equivocados).
¿Y a ustedes quién les cuenta las costillas de la consistencia? Cuando los de Verna votan a favor para exponer al PRO los aplauden. Cuando Marino declara que vota en contra (y contra su partido) por convicciones lo masacran...
Lamentablemente, la discusión entre provida y prochoice entre los nuestros tiene tanto vuelo como la discusión entre Ks y anti-Ks. Saca lo peor de los dos. Y este gobierno, al igual que los K, hecha leña al fuego en lugar de apagarlo. Porque le ayuda a distraer la atención del verdadero problema que tiene el gobierno.

rg dijo...

perdón? muñecos de paja la presidenta del senado y sus senadores/as, que proponen mantener una normativa con consecuencias gravísimos, a partir de argumentos del tipo "cualquiera"? saltando de un lugar al otro alegremente? hoy por hoy, en efecto, michetti atrasa Y es inconsistente. y debe salir del medioevo y argumentar responsablemente (leé el reportaje que dio sobre el aborto: se lo permito a mi tía, no a la presidenta del senado, que responda todo con "y qué se yo," "y bueno," "no sé"). impresentable, inaceptable. dada la responsabilidad máxima que tiene, es un reportaje que debería habilitar un juicio político por incompetencia/inhabilidad, lo digo en serio

Anónimo dijo...

https://www.lanacion.com.ar/2157734-un-compromiso-en-defensa-de-la-vida

Vamos Menem!!

Anónimo dijo...

Roberto, el proyecto aprueba la interrupción mas alla de la semana 14 por razones muy amplias (y fue muy clara la intención de relajar las condiciones con respecto a las ya existentes en la norma en vigencia). Si el criterio del valor "incremental" es el válido (argumento de la mayoría de los que sostienen el proyecto) es inaceptable que pondere mas el riesgo social de la mujer que la existencia de un feto de 8 meses. Incoherentes hay en ambos bandos.

rg dijo...

realmente no me interesa para nada el argumento. nadie aboga por un aborto a los 8 meses. otra cosa es que el derecho, acá y en todo el mundo, pueda verse frente a una situación semejante, donde -ahí sí- la opción es descomunalmente trágica. pero fijate que ahí, cualquiera sea la posición que vos mismo tomes ("mantengamos vivo al niño"! "mantengamos viva a la madre"!) quedás vulnerable a tu propio argumento: "asesino", "incoherente." no es, por eso, un caso interesante, porque todos estamos de acuerdo en la tragedia máxima del caso

Anónimo dijo...

La percepción es que una vida humana ya existente no puede ser extinguida por el mero deseo de la progenitora gestante. Ese deseo sobreviniente (libertad, autonomía) pierde en su ponderación contra la vida naciente (el esfuerzo que debe hacer la madre en esta tágica encrucijada es temporal y superable, harto menor que el que por el contrario le impondríamos a la persona por nacer, que sería definitivo y como tal insuperable).
Frente a este principio, puede haber excepciones que como tales resultan por definición insusceptibles de alterar la regla (falacia de accidente inverso).
Tales son los casos excepcionales consensuados por este pueblo en 1921.
Por un lado, un caso de legítima defensa (riesgo a la vida de la madre).
Por otro, un extremo delito sexual contra la voluntad de la madre. Aquí, la responsabilidad también parece tener su incidencia (lo mismo sucede cuando con mi auto lastimo a un peatón y dicha persona queda cuadripléjica, quiebra la aseguradora y debo trabajar el resto de mi vida para resarcir los daños que causé, es un esfuerzo físico y moral que debo hacer en beneficio de un tercero).
Así, decimos que "en general" la persona humana comienza con la concepción.
Este proyecto de ley cambia la norma convencional, que pasaría a expresar que la persona humana "en general" comienza en la semana 13 desde su concepción (manteniéndose las excepciones más allá de dicho hito).
Y con la fecundación asistida pasa lo mismo. Én dónde está escrito que los embriones deben ser descartados? Por el contrario, se establece que la protección del embrión no implantado será objeto de una ley especial (artr. 9, ley 26.994). Como pueblo queremos protegerlos, aún cuando no estén implantados. No existe el acuerdo social al que hacés referencia. Me parece que ahí yace la falacia material, en el comienzo de la argumentación. Pueden existir prácticas contra legem, como tantas que vemos a diario, pero no acuerdo social.
Finalmente, un aborto a los 8 meses sería un inaceptable acto de ejercicio de propiedad sobre la persona por nacer. Adelantamos el parto y chau. Mi hija mayor es sietemesina. Sds.
Sebastián

Carlos dijo...

¿Cómo que nadie aboga por aborto de 8 meses? Si los derechos de la embarazada tienen prioridad siempre, ¿por qué negar un aborto de 8 meses? Parecería que la posición que defendés es la de los pro-life pero corrida en 14 semanas (o en 12, o en lo que arreglen los legisladores). El aborto de 8 meses, que te sacás de encima muy rápido, es un buen caso para empatizar con lo que piensan con 14 (o 12) semanas de diferencia. Y para no correr a Michetti con la vaina de la "consistencia".

rg dijo...

Carlos, estás diciendo una burrada que no merece respuesta. Seguí participando en otro foro.

Anónimo dijo...

Hola, hoy escribí una opinión. No sé si la viste o por qué la soslayaste? Gracias
Sebastián

m a r t h a c a s a s - dijo...

Estimado Sebastián.
Yo sí leí tu comment con atención y dejame que te pase esta estadística para que dimensionamos aquí que es exactamente eso que llamás "vida humana"

De 100 mujeres jóvenes y sanas que tiene relaciones en un ciclo ovulatorio:
-Solo 60 logran la fecundación (unión del óvulo con el espermatozoide).
-De esas 60 mujeres, solo 30 logran que el embrión se implante en el útero.
-De esas 30 mujeres que lograron embarazarse, 15 tendrán un aborto en el primer trimestre.

O se que de 60 ovulos fecundados (embriones) sólo 15 (quince) se implantarán y pasarán de la semana doce. En mujeres jovenes y sanas ojo. La naturaleza hace su trabajo por miles de razones, porque el embrion estaba malformado, porque la matriz no estaba en las mejores condiciones (hipotiroidismo q. se yo).
Según vos -o al menos segun la Iglesia-eran personas con alma que murieron y se perdieron de un futuro. Según yo no eran personas y no eran viables porque no estaban dadas las condiciones y a veces que una madre no quiera al hijo es una de esas condiciones que no está dada: tal vez te cueste entenderlo pero para que haya embarazo debe haber una madre dispuesta.

Un embrión en la semana doce no tiene un sistema nervioso desarrollado. Si le llamas humano entonces deberìas hacer un velorio y una extremauncion para los otros 45 embriones por cada 60 que se pierden con cada ciclo, con cada "huy este mes no me vino" que despues no era nada, había sido un miniaborto espontaneo.

Realmente el planteo es psicótico, me permtio usar ese término en el sentido de enloquecedor, desquiciante, que promueve la locura si se lo sigue a pie juntillas. No se entiende o mejor dicho, sí se entiende que de lo que se trata es de ejercer el poder sobre la mujer y nada más.

Eso no mas, saludos.

Anónimo dijo...


así es la ley de interrup vol del embarazo de uruguay vigente desde al año 2012
https://legislativo.parlamento.gub.uy/temporales/leytemp4201164.htm

saludos

Anónimo dijo...


así es la ley de interrup vol del embarazo de uruguay vigente desde al año 2012
https://legislativo.parlamento.gub.uy/temporales/leytemp4201164.htm

saludos