2 jul. 2009

Elster sobre Tocqueville



Hacía mucho que no em entusiasmaba mucho con un libro de Jon Elster, después de sus notables trabajos sobre Marx; sus vanguardistas estudios sobre la racionalidad (y, antes que sobre la elección racional, sobre la elección irracional); sus muy lúcidos trabajos sobre constitucionalismo, democracia y democracia deliberativa; o su estudio comparativo de las constituyentes francesa y norteamericana. Pero ahora acaba de salir "Tocqueville, the first social scientist," resultado de un trabajo que -nos consta a los elsterianos- le llevó años (en el comienzo del libro, Elster cuenta los días que pasara junto con su amigo de toda la vida, el ex-hippie Stephen Holmes, "leyendo codo a codo, párrafo a párrafo," los escritos de Alexis de Tocqueville. Asimismo cuenta que, en sus primeras lecturas de "La democracia..." tenia que levantarse una y otra vez de su silla, inquieto y excitado, para caminar alrededor de su cuarto, algo que solamente le pasara leyendo a Stendhal, Rojo y negro).

El libro tiene mucho de provocación desde el mismo título, a través del cual desmerece el valor del trabajo de Tocqueville como cientista político (como evidencia anecdótica, cuenta que la "Teoría de la Justicia" de John Rawls tiene veinte referencias al trabajo de John Stuart Mill, pero ninguna a Tocqueville); pero a la vez lo destaca por su contribución a la teoría social (aquí, la anécdota es que en el libro "Foundations of Social Theory," de James Coleman, se cita profusamente a Marx, Durkheim y Weber, pero a Tocqueville sólo una vez).

Para Elster, la obra de Tocqueville se caracteriza por su "ambiguedad constante, la vaguedad de su lenguaje, una permanente tendencia a la especulación pretensiosa, y a la auto-contradicción". Gracias a lo que Holmes bien destaca como el "ojo de joyero" de Elster, encontramos en el libro innumerables muestras de apoyo de cada una de estas falencias.

Sin embargo, al mismo tiempo, Elster destaca el trabajo de Tocqueville por encontrarse lleno de lúcidas intuiciones (como aquella que dice que "las revoluciones ocurren no cuando las cosas empeoran, sino cuando empiezan a mejorar") y, sobre todo, de "mecanismos" útiles para pensar el comportamiento social. Más todavía, Elster menciona a Tocqueville como un autor prácticamente invulnerable frente a algunos de los peores males que afectaron (en su opinión, y de distinto modo) al pensamiento social del siglo xix, y así a sus principales protagonistas, incluyendo a Marx, Hegel, Durkheim, Mill o Spencer: el holismo (la creencia en entidades supraindividuales, como "la razón heegeliana"), el pensamiento teleológico, el organicismo (la tendencia a pensar a las sociedades en paralelo con organismos biológicos); y el funcionalismo (la inclinación a explicar conductas humanas a partir de sus consecuencias).

Bienvenido el libro, entonces! Elster vuelve a enamorar.

8 comentarios:

juani bertomeu dijo...

Todavía me arrepiento de no haber tomado el curso con Holmes el semestre anterior, denominado "Tocqueville", que nuestra amiga en común MPS disfrutó tanto.

j.

Apio Claudio dijo...

Lo mismo dice Crane Brinton en anatomía de la revolución (creo) respecto a que nunca son más evidentes las injusticias que cuando estan a punto de desaparecer, lo que antes se soportaba estoicamente como algo natural, cuando se afloja la dictadura, cuando se avanza respecto a la democratización las injusticias se vuelven insoportables.-
Hace tiempo atrás leí un artículo que sostenía lo mismo respecto de la revolució que echó al Shah de Irán, la sociedad se había democratizado, la clase media se había educado inclusive con muchísimos enviados a europa para estudiar en universidades, y sin embargo el vendaval se lo llevó puesto.-
Para usar alguna metáfora es como el agujerito en el dique, empieza a filtrarse un poquito de agua pero termina llevándose todo .-
saludos

Anónimo dijo...

Vieron que Alejandro Carrio es el abogado de De Narvaez?

Anónimo dijo...

Que bueno que Elster reivindique a Tocqueville y gracias por comentar el libro. Ademas del texto de Wolin sobre Tocqueville, que esta muy bien, lo mas interesante que lei ultimamente sobre el frances es un articulo --ya viejito-- del ex profesor de Obama en el Occidental College: Roger Boesche, "Why could Tocqueville predict so well?", Political Theory, vol 11, N 1 (1983): 79-103.
Saludos

Frontispiece

PIC dijo...

Me parece que hay algo que quedó medio incompleto en el post:

"(y, antes que sobre la elección racional, sobre la )"

sobre la ...?

En otro orden de cosas, hace un par de meses yo me puse a leer a un contemporáneo de Tocqueville, Chevalier, socialista saint-simoniano este. Es interesante ver los contrastes, con este otro francés poco conocido, que elogió a la democracia norteamericana no desde el liberalismo de T. sino, precisamente, desde su socialismo.

Abrazos,

PIC

Anónimo dijo...

che gargarella cuando vas a dar clases en tu cátedras de la UBA??ladri!!!

PIC dijo...

anónimo,
Yo lo he visto a Rg en su seminario. BTW, es el único titular de const. al que ví con cercanía, y que me contestó un mail. También Badeni, pero fuera de Derecho.

Rodolfo Barra dijo...

badeni es titular de derecho constitucional en derecho uba y todos los titulares tienen cursos de cpo a su cargo...

igual son todos ladris, el anonimo, pic y los demas..