11 feb. 2008

¿Con miedo o con mucho miedo?

Hasta hace poco tiempo tod@s eramos seguidor@s del Show de Keith Richard. Eso fue hasta que apareció este nuevo y terrible humorista. Record en ventas de entradas de su espectáculo, ya tiene un club de fans como es común en su actividad. Reconozco que su humor internacional es algo chato. También debo confesar que al verlo no puedo dejar de pensarlo como una versión más alta -y menos querible- de Danny DeVito (Danny, perdoname, sos un genio!).

Este flexible, ágil, dinámico humorista devino una sorpresa dado que se inclinó, hace un tiempo ya, por la actuación en clásicos de H.P. Lovecraft, Bram Stoker o del suspenso más aterrador como el de E.A. Poe y, más cercano en el tiempo, Stephen King. Mutifacético, temperamental, apasionado, invariablemente de buen humor, siempre respetuoso hacia quienes lo tienen frente a sus ojos, un tipo que le da nuevos aires de supremacía a una actividad recurrentemente en baja. Dato curioso: sabemos que le gusta ir de caza con amigos.

Podemos ofrecer este video como muestra de su histrionismo y alto vuelo protagónico (perdón por el idioma, tal vez alguien nos puede sumar traducción y olviden por un segundo la cálida-d de la- audiencia). Realmente un performer que te deja petrificado:


Junto con otros actores del escenario que comparte usualmente han transformado su entorno. Sus actuaciones, las ficciones que lleva adelante, me dan mucho miedo.

8 comentarios:

Eva dijo...

guau... gracias por el video Lucas!!! esta muy bueno
Por un lado, horrible Scalia. Por otro lado, me parece muy rescatable la actitud de quienes le preguntaban... es muy comun, por lo menos aca, que cuando habla alguien con alto cargo la gente no se atreve demasiado a preguntar o piensan preguntas que no son preguntas, solo las hacen para quedar bien con el speaker...

Lucas A. dijo...

Es rescatable la actitud, aunque me parece que no fue el mejor auditorio crítico. Salvo la chica a la que Scalia le preguntó si era de California (y se le ve la cara de pícaro, ahí Scalia no pudo consigo, vean en todo caso) los demás tuvieron flojos intentos. Rescatando la actitud, por supuesto.

Coincido en lo que decís. Y siguiendo lo que mencionás me gustaría encontrar a Jueces en general y Jueces Supremos en especia en un foro abierto más seguido.

Es tan frecuente preguntar para quedar bien con el speaker y también para darle la oportunidad de quedar bien al mismo speaker

Del video principal, y de los videos conexos, hay mucho más para cortar..

Salutes, che
Lucas.

Mariela dijo...

Vimos el mismo video? Queda claro que Scalia no es un tipo demasiado abierto e interesado a interactuar con el publico. Pero las preguntas que hace la gente del auditorio poco o nada tienen que ver con la charla. Sin escuchar la charla uno puede entender las preguntas. Da la sensacion que el tipo queria que le hagan preguntas y nadie le hace preguntas, salvo comentarios mas bien flojos.
Creo que mas que para quedar bien con el orador, las preguntas que hacian eran de "performance" para mostrar cuanto habian leido ellos mismos.
Interesante el comentario de Lucas, yo en general veo mas que la gente pregunta para quedar satisfechos con su propio ser y tambien con el que habla pero no al reves.
Algo que hacen mucho los norteamericanos (y tal vez los Argentinos) es evaluar las preguntas: muy buena tu pregunta, es irrelevante, etc... Eso da para pensar cuanta libertad puede sentir uno al preguntar frente a un auditorio donde va a ser juzgado. Iris Young tenia buenas intenciones al respecto.

Lucas A. dijo...

Mariela,

Sí, tenés razón si somos muy exigentes. Y si no lo somos tal vez también y los comentarios sigan siendo flojos. Pero por otro lado hay que ver más allá del video en sí.

Por contexto uno puede ver que es una grabación al poco tiempo del escándalo Scalia-Cheney. Además estamos viendo un video de 7 minutos cuando la charla evidentemente debe haber durado por lo menos una hora o más. No lo sabemos.

También es una charla donde la gente que pregunta se enfrenta con un Juez Supremo con un poder de retórica muy fuerte y son gente de college.

En el college no tiene ni un curso de derecho de forma directa y, en esto no estoy seguro, los estudios internacionales tampoco son wow, wow. Menos que menos los de derecho internacional y la jurisprudencia de la corte suprema de US, cuya cita de la convención europea de derecho humanos revolucionó a la corte y generó un gran debate en las "lo skul".

Entonces no sé, tengo mis dudas, si le podemos pedir sustantivas preguntas a estos chic@s frente a Scalia. Por fuera de eso, sí, su rendimiento fue flojo.

Sobre las preguntas, tengo impresiones encontradas. Me parece que a veces a más "autoridad" tienen los expositores y sobre todos los funcionarios, menos comprometidas las preguntas en los foros abiertos. Todo esto cuando existe dicha posibilidad, que es bien excepcional.

Si me dicen que las preguntas son irrelevantes..mmmm, no sé. Al menos es rude. Lo que sé es que en mi versión, siempre hay que ver "the bright side of the question" a lo Monty Phyton (todo esto para no utilizar el dworkiniano "a su mejor luz").

Me cae bien la gente que "levanta" una pregunta "irrelevante" y le da una respuesta interesante. Me resulta admirable la gente que se saca de encima una pregunta que encubre alabanzas, no curiosidad sino una necesidad de hacerse notar en el mal sentido, que son poco interesante y sobre todo, nada desafiante para un argumento empleado en la discusión abierta.

Sigamos,
Lucas.

iureamicorum dijo...

No creo que uno deba tener ninguna preparación para preguntarle a un juez federal de los Estados Unidos por ejemplo si justificar la tortura puede ser correcto en determinados casos o si las expresiones de odio (una cruz del Ku klux klan) se justifican para hacer prevalecer la libertad de expresión o si aplicaría derecho internacional para juzgar un caso como el del derecho al debido proceso de los detenidos en Guantánamo. A veces las opiniones menos preparadas y desprovistas de contenidos y retórica jurídica llena de preconceptos resultan ser las más interesantes... Scalia me parece demasiado huidizo y miedoso con el auditorio... pero con aplausos se ve que tiene apoyo sustendando su charla con el nacionalismo norteamericano post 11de septiembre ...

Dónde esta Roberto Gargarella para que nos ayude a situarnos en el debate?

Gonzalo Ramírez
www.iureamicorum.blogspot.com

Lucas A. dijo...

Coincido con que no hace falta preparación, pero el tema que eligió Scalia, no es muy común para los mismos alumnos de la facultad de derecho, ni del college ni los profesores del derecho constitucional que realmente siguen sin necesitar tratar mucho el derecho internacional.

También coincido con que las preguntas menos preparadas pueden ser interesantes, pero a alguien tan hábil como AS, o como un juez medio, las preguntas inocentes las aprovechan para responder lo que ellos quieren responder y no lo que lo que se preguntó.

Ver, for instance, la discusión de Scalia sobre civil liberties en el ACLU que también está en YouTube.

Además como todo proceso de pregunta-respuesta, más allá de las excelentes y educadas preguntas que cualquiera pueda hacer gran parte -o me veo tentado a decir todo- depende de la predisposición del que responderá y de sus intenciones de responder de una forma sincera y profunda.

En fin, salutes,
Lucas.

jonatanemanuelb dijo...

Hola Lucas, te mando esta entrevista a scalia, que acabo de leer antes de tu post , quizás podamos hacer con su histrionismo el guión para "el juego del miedo 5". http://www.nytimes.com/2008/02/13/us/13scalia.html?th&emc=th

Lucas A. dijo...

Hola JEB, Muchísimas gracias por la nota del NYT, che.

Qué es de hoy! Increíble. Estamos en plena sintonía con ASScalia.

Igual me sigue dando muchooo mieedo. Especialmente cuando dice lo siguiente: “You can’t come in smugly and with great self-satisfaction and say, ‘Oh, it’s torture, and therefore it’s no good.’

Oh, my dear god (Buda)!!

Salutes, che.
La seguimos,
Lucas.