20 sep. 2011

La razón de mi kirchnerismo

"El triunfo de Cristina. La aparición de la soja, instrumento de la reacción política de la Sociedad Rural. Dos modelos políticos, como puja de dos intereses de clase. La desaparición física de Néstor Kirchner y el resurgimiento de la conciencia política de la juventud. El kirchnerismo como etapa superior del peronismo."

Este texto corresponde al programa de una materia introductoria en la Universidad Nacional de José C. Paz, recientemente creada. De la nota de Luis A. Romero, que se puede encontrar acá

21 comentarios:

Alejandro Hache dijo...

yo diria que el kirchnerismo apela a lo peor del peronismo y se olvida de lo mejor del peronismo, apela al pensamiento unico, la veticalidad, la violencia politica y discursiva, la personalizacion (en la uner, donde trabajo, se otorgo el honoris causa a nk, que no ha podido ser entregado porque no consiguen que venga ningun fliar a retirarlo) la cooptación etc y se olvida de la redistribucion del ingreso, la nacionalización de la economia, los derechos sociales en serio y demas. no soy optimista para nada respecto de los años que vienen.

PIC dijo...

Le voy a decir a Intelektual pastelero que se presente a concurso para titular de cátedra allí.

fabian-lr dijo...

Una universidad en la vanguardia del conocimiento. "Estupendo", como dicen los gallegos.

cristian dijo...

Esto es realmente muy triste. Ya me imagino la reacción de los kirchneristas: van a decir que en realidad todos los programas de estudio de todas las materias ofrecen una mirada parcial; y van a empezar a confundir aún más las cosas diciendo, en su habitual jerga a la Horacio Gonzalez, que "los contenidos de los planes de estudio siempre se inscribe dentro de un marco interpretativo, conceptual determinado, y hay una responsabilidad historica de sustituir los antiguos marcos conceptuales impuestos por las clases dominantes por otros, que sean fieles a lecturas mas populares y actuales", o alguna sanata asi....

Anónimo dijo...

Me siento cada vez mas cerca de 1984.
Esta noticia sumada a la publicidad de Telam en las notebook que le dan a los chicos ( buena nota de JFD: http://www.lanacion.com.ar/1407188-el-frente-para-la-victoria-aterriza-en-las-escuelas) son un combo mortal.
Hasta la milicia comunicacional de Chavez no paramos. Muy triste. Nico

Anónimo dijo...

Más preocupante todavía que este programita aparecido en una universidad de octava son los contenidos que se imparten en las facultades de comunicación social de varias de nuestras más prestigiosas universidades. Eso sí que da pena. Y bue... después tenemos el periodismo que tenemos.
José

Anónimo dijo...

En consonancia con el contenido de este post y del otro referido al bonapartismo de Cristina, http://www.rionegro.com.ar/diario/rn/nota.aspx?idart=710920&idcat=9539&tipo=2
Crear universidades por todo el país como si fueran quioscos o despensas es una pésima política educativa, especialmente si se la implementa con el objetivo de crear consciencias adictas a la ideología gobernante.

Mauricio

Anónimo dijo...

Tambien deberian incluir Michael's Sandel "The Lost Art of Democratic Debate," a juzgar por la forma que Cristina se expreso ayer en Santa Fe. ..no muy democratica que digamos...

"Pobre y flaco favor le haría a la sociedad instalar debates que son para otros ámbitos y que seguramente la ciudadanía evalúa, como hace siempre, a través de la forma más cristalina, que es a través de los votos"

Anónimo dijo...

En la misma línea: la candidata a directora de Ciencia Política en la UBA propone desterrar a Weber, Hobbes y Gramsci de la bibliografía, y sustituirlos por Jauretche: "¿Realmente alguien puede afirmar que Weber es mejor que Jauretche para pensar la Argentina?" Aquí la "plataforma":

Vamos por una Ciencia Política militante.
Vamos con Gisela Catanzaro a poner la Ciencia Política al servicio del Proyecto Nacional.

Los compañeros del Proyecto Nacional estamos impulsando la candidatura de Gisela Catanzaro, una pensadora que desde sus orígenes se formó junto a Horacio Gonzalez y su equipo y hoy es docente de "Las aventuras del marxismo occidental".
Desde su lugar de profesora, reafirma la necesidad de repensar la ciencia política ubicándola en el lugar que los compañeros sabemos que debe tener en la nueva etapa histórica que se abrió en 2003 con la llegada de Néstor. Una ciencia que repiense la realidad y genere pensamiento político nacional, ya que la principal dependencia de nuestros pueblos es la dependencia intelectual.
Poniendo blanco sobre negro: ¿por qué intentar entender los procesos de emancipación latinoamericanos del pos-neoliberalismo a partir de Weber, Hobbes o Gramsci si no tienen nada que decir de nuestra especificidad nacional? ¿Realmente alguien puede afirmar que Weber es mejor que Jauretche para pensar la Argentina?
Una de las primeras medidas que impulsaremos será la de incorporar una materia que estudie y difunda el pensamiento y la acción de Néstor Kirchner, en sintonía con los múltiples homenájes que se están realizando en distintas universidades nacionales.
http://www.elciudadanoweb.com/?p=252066

Vamos recuperar el espíritu de las Cátedras Nacionales.
Basta de autores y líneas intelectuales foráneas para pensar la realidad nacional.
Llenemos las aulas de pensamiento nacional y popular.

Gisela Catanzaro Directora de Ciencia Política
Mirá su propuesta en el acto de presentación: http://www.youtube.com/watch?v=x4Y9UNli9-k

PIC dijo...

El fin de estas universidades de octava es crear una clase media-baja dependiente de la Administración pública. Los egresados de esta universidad van a ser cabezas de tacho que conseguirán trabajo en la rosca del empleo público de baja calidad. Ni siquiera han priorizado las carreras técnicas o los cursos de formación profesional en oficios, que tanto demanda el país.
Como lo ven, el peronismo es autopoiético y asegura su reproducción.

Anónimo dijo...

No PIC, pocos gobiernos le han dado tanta importancia a la educación técnica como éste y a la formaciòn técnica, a través del crecimiento de la UTN, consecuente con una política de apoyo a la ciencia y la técnica que hace muchos años que no se veía.
Ahora bien, es una pena que en vez de fortalecer esa línea, se favorezcan proyectos educativos de octava para darle el gusto a intendentes de cuarta, es otro cantar...

Alejandro Hache dijo...

weber publico de hecho un artículo sobre argentina en el 94, mas alla de eso lo de catanzaro es impresentabvle, como asi tambien las lineas academicas de las facs de ciencia política en este pais

Anónimo dijo...

Aunque Grecia, Italia, Portugal, España e Irlanda se encuentren en crisis, creo que para cualquier académico argentino medianamente formado y con pretensiones serias de crecer intelectualmente, aún esos países siguen ofreciéndole un ambiente universitario mucho más respetuoso y comprensivo de sus aptitudes. Lo que está sucediendo acá simplemente desincentiva y ya se va pareciendo a lo que describe Siglo XX Cambalache. ¿Dónde quedó la cultura meritocrática? ¿En qué olvidado cajón duerme llena de polvo?
José

Eduardo dijo...

Lo ponen a Jauretche como referente, porque no lo conocen bien. Porque el Jauretche real fue siempre un pensador independiente y muy crítico de las desmesuras autoritarias del peronismo, ello lo llevó a enfrentarse muchas veces con Perón, que decía apreciarlo, pero no tanto y ya en 1946 lo vetó como candidato, siendo silenciado durante gran parte de sus primeros gobiernos, como lo cuenta bien Norberto Galasso, en su biografía o en la de Perón.

Intelektual pastelero dijo...

Anónimo,

Está totalmente errado. Defiendo a PIC. Este gobierno no creó ningún proyecto relevante para ofrecer otra inserción laboral en el mercado como técnico no universitario.

El primario está pensado para ir al secundario, y este para la universidad.

Que el industrial sea la alternativa al bachiller para los oficios es falso. Incluso el industrial demanda un año más que el bachiller y contenidos de análisis matemático y Álgebra de nivel universitario.

Qué ofrece el sistema a aquellos que no se orientan ni en la dirección académica, ni la de las profesiones liberales tradicionales, ni por el álgebra y análisis matemático?

El gobierno además elevó la edad mínima de trabajo a 16 años, lo cual impide que ingresen en el mercado laboral muchos jóvenes que no se interesan / no se ajusta a su proyecto de vida inmediato / no poseen aptitudes necesarias para ser universitarios o técnicos altamente calificados (las únicas alternativas que ofrece el sistema de educación formal).

Por ello, es imperioso volver a la escuela fábrica y escuelas de artes y oficios de Perón, que ponían a disposición del alumno una currícula alternativa a la educación libresca tradicional del iluminismo porteño, una currícula anclada en las necesidades de la sociedad. Las escuelas fábricas ofrecían una titulación que permitía ingresar en el mercado laboral desde lo 14 años, luego se pasaba a las escuelas de aplicación, y, si se deseaba, a la universidad obrera. El cursus honorum era paralelo a la educación rivadaviana. Se trataba de una educación práctica y armoniosa con nuestras tradiciones nacionales, que evitaba que los jóvenes que no querían estudiar las vidas de los Césares en el bachiller, o análisis matemático en el industrial, cayeran en la ilegalidad, el delito, la droga y el vicio.

La prohibición de trabajar legalmente antes de los 16 años (en UK la edad mínima para trabajar es de 14) fuerza a la ilegalidad a muchos chicos a quienes no sirve la educación formal ilustrada.

Este gobierno incluso propone aplicar sanciones penales a los empleadores que e.g. en un taller enseñen un oficio a un joven de 14 años. Perón, por el contrario, sabía que por razones de intereses, aptitudes o plan de vida, ningún subsidio saca de la pobreza a alguien mejor que saber un oficio. Y esto porque la tesis contra el "trabajo infantil" que aplican los progresistas ilustrados para oponerse a que un joven de 15 años aprenda a despachar mercadería o aparar calzado, proviene de las socialdemocracias desarrolladas, donde el adolescente es un consumidor de cultura pop y artículos que pagan sus padres. Pero esa tesitura no se adecua a las necesidades y demanda de nuestro mundo criollo. Es una manera de pensar propia de la clase media urbana, que aspira a que sus hijos sean médicos y abogados, pero que no sirve a toda la sociedad.

Elevar la edad mínima de trabajo a 16 años, asegura que haya más lúmpenes, adictos perdidos, y jóvenes errantes por la calle.

No sólo es educación saber quiénes fueron los Césares y recitar frases en latín. Como nos enseñaban nuestros viejos padres criollos, “que gente que sabe cosas/la gente de este albardón/que gente que sabe cosas/pero cosas que no son”. Y como decía el gaucho Martín Fierro: "Es mejor que aprender mucho El aprender cosas buenas."

Sebas dijo...

Me tocò transitar como docente los 1eros meses de la Universidad Nacional de Avellaneda -UNdAV- lamentable es lo que estàn haciendo, pretenden repensar la universidad nacional desde el cuestionamiento al modelo UBA sin programas, sin proyecto acadèmico alguno. Intentaron darle un matiz popular y al promediar el 1er semestre la tasa de abandono era altìsima ya que no diseñaron herramienta alguna que permitiera contener a los estudiantes.

Anónimo dijo...

La mayor dificultad que puede encontrar quien quiera reemplazar autores extranjeros, es la posibilidad de encontrar autores argentinos. O tambien podríamos aceptar que para nosotros SIEMPRE ES MEJOR LO DE AFUERA y precisamente por ello la dificultad de ELABORAR LO PROPIO.

Mario Pecheny dijo...

ACLARACION: lo que señalan del volante de la supuesta agrupación de apoyo a Gisela Catanzaro con el tema Jauretche x Weber es APOCRIFO.

A los de izquierda/academicistas mandaron ese mail firmado por una agrupación La Cooke. A los supuestamente kirchneristas les mandaron uno firmado por un frente revolucionario promoviendo el poder obrero contra el reformismo K o algo así.

La campaña sucia dio resultado -- incluso varios creímos en esos mails, ya que lamentablemente son verosímiles.

Pero fueron parte de una disputa electoral de mierda como suelen ser últimamente todas en mi facultad (Sociales).

Las elecciones de director/a de carrera son la muestra más palpable de cómo un buen principio resulta en las peores prácticas.

Las elecciones se hacen con padrones de profesores (nombrados en función de a quién responden a la hora de votar) que nunca dan clase, como el ilustre Gil Lavedra que sin embargo figura en el padrón y suele ir a votar al candidato radical de turno, o que no tienen CV ni para concursar de ayudantes; con consejeros graduados que egresan de la junta de carrera(o aún sin egresar) con materia propia y nombramiento de adjunto, etc. etc.

Una tristeza. Y eso sucede en la centenario-nonagenaria (?) UBA.

(Aclaro nomás que apoyé a Gisela Catanzaro en esta elección).

Aprovecho pa saludar

Anónimo dijo...

Los libros de primaria donde decía "Eva me ama" "Perón me ama", quedaron chicos al lado de ésto. En algo dicen la verdad! están profundizando el modelo!!!!!!
Uno pretende no ser gorila, pero es casi imposible con estos tipos!!!
Juan

Anónimo dijo...

Dado que yo realicé el comentario sobre la propuesta de G. Catanzaro para Ciencias Políticas, debo disculparme si el volante es apócrifo. De todos modos, lo interesante es su verosimilitud. Como dice el refrán: "Si non é vero, é ben trovato". Que sea verosímil es tan significativo como que sea verdadero.

Anónimo dijo...

he entrado por primera vez a este sitio, no puede creer el tono tan reaccionario de los comentarios,sobre todo de alguien que firma Alejandro Hache. Me cuesta entender semajantes disparates en un blog que en principio hubiera creido serio, teniendo en cuenta la trayectoria de Gargarella. Cros: al lado de ustedes, los jovenes de la Campora parecen serios,
e íntegros