14 may. 2013

Democratizar la justicia 37: Teoría política/ Teoría jurídica


Ayer lunes, Página 12 publicó a página entera un texto de Ezequiel Ipar, dirigido a defender las leyes de reforma de la justicia, a través de una crítica a mi interpretación constitucional sobre el tema. (confieso que me resultó llamativo que el diario dedicase una hoja entera a un solo artículo, escrito por un no especialista en la materia, y que erraba grueso en muchas de sus consideraciones principales, pero bueno, vamos para adelante con el debate, con la esperanza de que sea posible).

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-219872-2013-05-13.html

En lo personal, completé y envié una respuesta a dicho artículo, pero aún no he recibido confirmación de que se publicará el mismo.  Mientras tanto, entonces, adelanto unos breves comentarios para no dejar la respuesta en silencio.

I. Ezequiel no tiene por qué convertirse en experto en teoría interpretativa de la Constitución para escribir sobre el tema: la discusión constitucional no tiene por qué quedar en manos de expertos. Ahora bien, si va a dedicar su trabajo a criticar mi propuesta interpretativa, más le vale adentrarse en el tema, o al menos -al menos- no reconvertir las teorías que invoco en lo que tenga ganas, le siente mejor, y le quede más a mano para la crítica. Lamentablemente, Ezequiel hace exactamente eso, y de un plumazo (3er párrafo de la nota), transforma las 4 teorías jurídicas en 4 teorías políticas que le quedan más cerca, aunque ello implique distorsionar POR COMPLETO el sentido de lo que digo. De esta forma, Ezequiel presenta objeciones interesantes a algún otro autor, que desconozco, mientras en la nota invoca mi nombre para avanzar su crítica.

II. Para criticarme, Ezequiel tampoco está obligado a leer todo lo que escribo, ni muchísimo menos: la discusión sobre mi trabajo no tiene por qué quedar en manos de especialistas. Ahora bien, si va a señalar que hablo desde una preocupación por la "tiranía de las mayorías", cuando toda la vida escribí justamente en contra de esa lectura de la política y del derecho (desde "La justicia frente al gobierno", al comienzo de mi carrera, hasta el reciente "Los fundamentos legales de la desigualdad") entonces su presentación sobre mi trabajo aparece como irresponsable, sino como un acto de mala fe.

III. Para defender la reforma judicial, Ezequiel tampoco tiene que ganar dominio de todos los detalles técnicos de la reforma: la discusión sobre la "democratización de la justicia" no tiene por qué reservarse a los técnicos. Ahora bien, si va a defender las cautelares como lo hace (como si la misma no dejase desprotegidos a piqueteros y marginados protestando contra el Estado; como si la misma no le exigiese al juez que quiere dictar una cautelar a favor de grupos marginados, niveles de certeza propios del dictado de una sentencia definitiva), o si va a ignorar los modos en que la reforma del Consejo violenta las reglas básicas de cualquier democracia (cláusula de los 18 distritos), entonces sí conviene ponerse los anteojos y prestarle atención a los tecnicismos.

Un saludo a Ezequiel, entonces, que ha escrito o coordinado textos interesantes (uno sobre Glauber Rocha), aunque no sea éste el caso.

28 comentarios:

Anónimo dijo...

Dice Ipar: “Pero, para cuidar y potenciar el lugar de las minorías en el drama de la política, no hay que repetir en abstracto el temor a la tiranía de las mayorías, sino preguntarse en concreto qué ha hecho esta mayoría eventual con las minorías reales, esas que, estigmatizadas por la cultura dominante, reclaman justicia más allá del principio que hace regir la ley ‘de la misma manera para todos’”.
Aparentemente, para Ipar, dado que la mayoría eventual vigente ha demostrado una firme vocación por incluir y respetar los derechos de las minorías (Ej. Ley de identidad de género), no habría riesgos de que el poder de esta mayoría eventual se transforme en una tiranía. Dos acotaciones: en primer lugar, ¿por qué Ipar equipara la mayoría eventual que sancionó la ley de identidad de género con la mayoría kirchnerista que domina el congreso de la nación? ¿Acaso no fue esta ley votada por amplios sectores del arco político, atravesando transversalmente las filiaciones partidarias existentes? Si esto es así, como fue el caso con otras leyes, y como sería el caso con otras medidas que lamentablemente no fueron sancionadas por el congreso (asignación universal), entonces el esfuerzo inductivo que practica Ipar no sólo está absolutamente desencaminado sino que está montado sobre una lisa y llana manipulación de la realidad destinada a posibilitar su propia conclusión argumentativa.
En segundo lugar, y aun suponiendo que éste no fuera el caso (es decir, aun suponiendo que el kirchnerismo sea la única fuerza política que ha demostrado vocación real por ver plasmados en la práctica los derechos de las minorías –como parece dar por sentado Ipar), ¿cabe sostener sin más que una ley es equiparable a otra ley? Porque, digo, con respecto a la ley de identidad de género, creo que no hay dudas qué es lo que esa ley busca a tenor de su mismo contenido: resguardar los derechos de ciertas minorías. Sin embargo, no hay nada, absolutamente nada en el contenido de la ley de reforma de la justicia que vaya en ese preciso sentido. Para juzgar una ley como propia o impropia de una cultura democrática respetuosa de los derechos de las minorías, no basta con verificar cuál es (o ha sido) la voluntad democrática del órgano dispuesto a sancionarla. La primera condición es asegurarse de que el contenido de la ley, en virtud de alguna posible maniobra interpretativa, no pueda ser manipulado en beneficio de una mayoría eventual. Y este claramente no parece ser el caso con el contenido que se deriva del proyecto de reforma de la justicia recientemente sancionado.

El Imparcial del Norte

Anónimo dijo...

Perdón, ni leí el texto de Ipar, así que no opino. Pero si Página 12 tiene el tupé de no publicar una respuesta tuya, después de publicar el ataque, porque seguramente dice un par de cositas en contra del gobierno, ya es Pravda 12 sin dudas.

Fuera de eso, me ENCANTA el sentido de democracia con que se maneja el Kirchnerismo y que transfiere a su brazo de difusión y doctrina (Página 12). Después de que se debatieron pedorrísimamente los proyectos sobre el poder judicial en el congreso, y se impusieron en tiempo récord, ahora quieren debatir para demostrar lo democráticos que somos:
http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-219947-2013-05-14.html
Huelga decir que el "debate" ex-post y sin trascendencia política en le diseño de la reforma, ocurre entre adeptos y sin participación de los principales especialistas que se pronunciaron en contra de la reforma (Binder, Garga, etc.). WTF?

rg dijo...

tenemos esperanzas fundadas de que va a salir

Anónimo dijo...

Ojala se publique! Por sobre todo esta bueno el dabate de ideas. Y que todos podamos leer y analizar diferentes puntos de vista.

Muy bueno el 1er comentario (del Imparcial del Norte)

Anónimo dijo...

Alak dijo hoy en el Congreso Nacional sobre Democratización de la Justicia:

"No hay elemento más constitucional que el pueblo elija libremente"

Hasta ahora no escuche a ningun oficialista argumentar sobre la constitucionalidad de la ley, refutando planteos diferentes.

Me gustaria escuchar a algun defensor de la ley que exponga claramente porque la ley es constitucional. Saben de alguien que lo haya hecho?

Anónimo dijo...

Paréntesis. Mirá que interesante Roberto: http://www.lanacion.com.ar/1581943-brasil-tambien-tiene-su-ley-de-matrimonio-igualitario

Anónimo dijo...

Ayer la polcia de Binner tiro con balas de plomo a una gente que estaba procurando vivienda. Creo que esto merece un comentario porque sino despues no podemos decir que algunos medios oficialistas son sesgados

Anónimo dijo...

Las mayorías sin controles se transforman, a la postre, en minorías que aplastan a las propias mayorías. Por eso son importantes los controles.
Quién es Ipari? No lo conozco.
Igual, todo muy lindo pero hay un punto enorme. La ley del consejo y la presidenta no la promulgó todavía con el único fin de acortar los tiempos para su impugnación y evitar que las "minorías" puedan tener representatividad por vía de candidatos alternativos al gobierno.
¿Ese es el respeto por las "minorías" que declama Ipari?
Son ensordecedores, inaguantables, espantosamente ignorantes y obsecuentes.
No creo más en estas discusiones. Sólo espero que se vayan de una vez por todas y que podamos dar vuelta la página y restaurar el estado de derecho.

FedericoR dijo...

¿hay alguna defensa en concreto del contenido de las leyes que venga de un especialista? No encuentro nada. La gente de Justicia Legítima suele defender la idea de democratización, o "el sentido de la reforma", pero no parece haber nadie dispuesto a firmar: "me gusta que el Consejo funcione así y asá". Es notable.

Anónimo dijo...

Ipar no puede creer lo que dice. Se arma de argumentos para defender estas reformas, cuando en realidad defiende sus interés (económicos?).

Decir que el gobierno nacional busca incluir y respetar los derechos (de minorias o de quien sea) es ser un mentiroso o un ignorante.

Saludos
Santiago

Anónimo dijo...

Bueno, no quisiera hacer una critica ad hominen, pero para un doctor en Sociología de la UBA creo que modestamente debería conocer tu trabajo. Solo para citar


Democracia e interpretación judicial de la Constitución.

La teoría democrática en la organización y gobierno del Poder Judicial.

Sobre los déficits del sistema de "frenos y contrapesos".

Las amenazas del constitucionalismo: Constitucionalismo, derechos y democracia.

Diálogo con Roberto Gargarella sobre Constitucionalismo popular.

La lectura mayoritaria del Estado de Derecho

La dificultad de defender el control judicial de las leyes.

Crisis de representación y Constituciones contramayoritarias.

Estimado Roberto, incluso no compartiendo muchas veces tus posiciones, creo que la nota es de una deshonestidad intelectual tremenda.

Quizás para el autor de la nota, especialista en Adorno y la Crítica Cultural , debería revisar un poco a los marxistas analíticos.

atte

Horacio Madkur

Anónimo dijo...

K.O.
Ojalá mañana o a la brevedad salga publicado.
Tomás

Anónimo dijo...

Es realmente sorprendente autollamarse una mayoría eventual a una tendencia política que gobierna por 12 años y pareciera querer ir por mas. Y si solo debiéramos recurrir a las presuntas e impolutas pruebas de vocación igualitaria, porque no a las presuntas y menos impolutas pruebas de vocación corrupta? O alternativamente, la vocación de permanecer en el poder como "mayoría eterna"? Es mas, el Kirchnerismo, rama del peronismo en el que abrevan la mayoría de sus vagos conceptos politicos(por llamarlos de alguna forma) justamente nos debería hacer reflexionar que si hubo un partido que se autoadjudico (respaladado muchas veces por elecciones contundentes se deber reconocer, pero otras no tanto) el mote de "mayoría eterna" es el peronista en sus diferentes versiones: reforma constitucional en los 50, Peron-Peron en los 70, intentos de re-re en los 90 y en los tiempos que corren con "Cristina Eterna" como un Lenin embalsamado en el Kremlin. Como dudar entonces, de la buena voluntad y vocación de justicia del "Pueblo", si su mayoría eterna nos garantiza la eterna felicidad???
Jorge

Flowy dijo...

impecable como siempre, un sablazo certero y con altura. salú rg! Flor

Anónimo dijo...

a lo mejor te interesa. abrazo

http://tiempo.infonews.com/2013/05/15/policiales-101937-un-fallo-declara-que-la-prision-perpetua-es-inconstitucional.php

Anónimo dijo...

Muy buena respuesta. Me encanta cuando se lo hace con altura, con fundamentos y sin insultos. Ahora, espero con ansias un comentario tuyo Roberto acerca de lo que esta haciendo Macri con ese decreto que firmó ayer en relación a los medios de prensa. Está loco, mal asesorado o qué. No entiendo realmente qué pasa en el país, sea en la Nación, Formosa, Córdoba, Santa Fe o CABA... Qué país eh...

ccmartha dijo...

No, de ninguna manera yo creo que carcel sea igual a tortura, >>estas carceles<< que tenemos son tortura fuera de toda duda. Por las condiciones de vida por la violencia y apremios ilegales.
La sociedad no es algo dado en estado natural. Es una construccion colectiva con reglas comunes a las que todos nos sujetamos. Si una persona cualquiera decide en un acto de libertad convertirse en un depredador de esa sociedad no puede reclamar para sí el derecho de transitar libremente por ella. Pongamos por caso una funcionaria corrupta, Maria Julia o una presuntamente corrupta, no dare nombres.
Es distinto cuando ese acto de libertad es incompleto o ausente del todo como en el caso de menores o personas de condicion social limitadas que no tuvieron opciones Estamos obligados como sociedad a permitirles ante el acto criminal la reinsercion y la atenuacion de la pena ya que no supimos o no quisimos hacerlo antes del mismo.
Estoy de acuerdo que todo ser humano debe tener un horizonte de libertad, una esperanza de recomenzar. Y veinticinco años es un limite razonable, a mi criterio que da la opcion de re-evaluar la propia relacion con esa sociedad. Me parece que la reclusion perpetua atenta contra los derechos humanos en eso estamos de acuerdo. Pero de ninguna manera considero que la reclusion como castigo sea una tortura. Es una reconvencion o debería serlo, debería serlo con todas ls garantías y la voluntad de
volver a integrar al condenado.
Lo contrario es a mi criterio tremendamente injusto para quienes intentamos luchar por esta sociedad y que sea mejor incluso para quienes atentan contra ella.

A. dijo...

como dije en el post de más abajo, si a las personas como martha no les presentás una alternativa, las vas a tener cada vez más lejos en vez de más cerca...

ccmartha dijo...

mi ultimo post debia ir en realidad en la entrada "cinco perpetuas" lo mande aqui por error.

Anónimo dijo...

Roberto, ya sabemos que no tenés obligación de comentar sobre todos los temas, y que tampoco simpatizas con Macri..pero el DNU ese es (como deslizó algun bloguero una vez por acá) como tener un elefante en el living. Quienes te estimamos como uno de los más calificados expertos en derecho constitucional del país esperamos tu comentario al respecto

Anónimo dijo...

del DNU de macri nada, no? ah, cierto que para vos es la parte más débil ante la fascista garré!
HIJO DE PUTA.

Anónimo dijo...

Anonimo 9:32
Me permito darte una respuesta aunque no soy del palo jurídico, de lo que hace Macri: política. Trazar una raya y decir que esta del otro lado. Aunque lo que haga sea totalmente inútil. Después de todo, cuando los políticos hacen cosas útiles???
Jorge

Filofosaurio dijo...

Ciertamente puede opinar cualquiera, sobre todo en un tema que nos afecta a todos como éste. Creo que desde la base estas descartando la malicia de la gente. Muchas veces critican para lograr un objetivo y no por amor a la verdad/realidad.

saludos

Gustavo Maurino dijo...

El artículo de página y el DNU de Macri se relaionan mucho (si queremos).
Empiezo por el DNU...justo ayer a la noche escuchaba a Laclau (simpático) en canal encuentro ($$$ hegemónicos) relamiéndose en la idea de que la operación fundacional de la política es "la elección del enemigo", y en otra relacionada, según la cual cuanto más vacía de contenido es la sustancia de es proyecto de hegemonía, más potencia tiene para llenarse y hacerse popular...
Por supuesto, como proyecto normativo me parece una mierda moral y política...pero seguramente funciona empíricamente para obtener resultados (como la publicidad, claro)..
El DNU es un acto (cínico, de mierda) de creación simbólica del enemigo (el Kirchnerismo) introduciendo un "contenido" que el Macrismo jamás debe haber soñado que podría reivindicar y que es muuuy potente...el de la defensa de derechos muy sagrados y fundamentales para nuestra identidad (el derecho anárquico a criticar al poderoso es recontra fundamental a nuestro ADN chúcaro + sumado al arrojo y juego fuerte de la iniciativa, casi un arrojo kirchnerista)....y ahora sí pudo hacerlo...
La operación (como la publicidad) ha sido estrepitosamente exitosa. Horriblemente exitosa...

Tanto como resulta fallida -hasta aquí- la estrategia del Gob. de construcción de un enemigo corporativo en la justicia frente al cual concitar hegemonía...No porque el PJ no sea un "buen enemigo", sino por el pésimo, pésimo contenido que a sus asesores se les ocurrió construir para llenar (cínicamente)el vacío retórico.
Los esfuerzos defensivos en página 12, como el que Roberto desnuda, son la performación de una derrota olímpica, tanto como el DNU es un éxito notable.

Entonces:
Consejo para el Gob. Nacional...urgente lance una graaaan iniciativa, con muucha guita y publicidad, sobre acceso a la justicia...abogados gratis para todos, servicios jurídicos gratis de las facultades de derecho, consultorios jurídicos móviles....etc... algo innegablmente progresista de cercanía real de la gente con el goce de sus derechos...que el verso "democratizador" salió horrible, horrible...los flancos contrahegemónicos son cada vez más gigantescos...hasta la estrategia de los partidos más conseradores puede llenarse de sentido aglutinador.

Anónimo dijo...

Coincido en general con el análisis 'político' que realiza Gustavo. Sin embargo, la pregunta que no puede soslayarse (y en la que muchos de los lectores de este blog están interesados) es cómo debe ser analizado el decreto de Macri desde el punto de vista jurídico. Por caso, ¿pueden la 'necesidad y urgencia' aquí aducidas estar fundadas en lo que, a ojos vistas, no resulta más que un rumor periodístico difundido en algunos medios? En cuanto al contenido específico del proyecto, como sinceramente no he tenido acceso al mismo, debo abstenerme de formular cualquier comentario pertinente. Una primera apreciación con visos de coherencia fue formulada por E. Carrió, apoyándose en Bidart Campos. Ignoro si lo que ella dice se ajusta a la letra de lo que próximamente será analizado por la Legislatura porteña. Ahora, si así lo hiciera, el 'contenido' de esta ley, más allá de su carácter necesario y urgente, no tendría los visos de ilegitimidad que muchos le adjudican.

El Imparcial del Norte

Anónimo dijo...

Felicito a algunos comentaristas que lograron instalar el tema del DNU de Macri en este post y así desviar el tema original de la entrada.

No me gusta Macri en nada, pero no le hago el juego a CFK pegándole a Macri siempre y en cualquier lugar.

Volvamos al tema original (addenda: el anónimo que puso "hijo de puta" es un desubicado cobarde) por favor.

Santiago

gustavo maurino dijo...

imparcial, sobre la cuestión constituconal, dije esto en algùn otro lado:
"...(hasta cuando seguiremos bancando leyes dictadas por una persona, por favorrrrr) ...
En lo que a mí respecta, mi primera intuición es que todas las normas tendientes a conceder jurisdicción al poder judicial porteño sobre materias que bien son federales por su manifestación interjurisdiccional no pasa ningún test de constitucionalidad razonable. En particular, la distinción entre "espectro radioeléctrico" y "no espectro radioeléctrico" es irrazonable, pues hay actividad interjurisdiccional clara, comercio interjurisdiccional claro, etc. que puede ser regulable federalmente aunque no haya uso del espectro.
Pero, lo más interesante de todo, creo, es que esta excéntrica legislación sacude el federalismo dormido desde que lo desvastamos década tras década con un centralismo regulatorio, económico, político tal que ni la monarquía más ferrea había implementado.

Anónimo dijo...

Al final la respuesta se publico?
Alguna reflexion?