15 may. 2016

Linda entrevista a Boaventura


"Tengo que decir que en el inicio estaba 100% con estos procesos. Participé en la redacción de las constituciones de Bolivia y Ecuador. ¿Cuántas veces cené en casa de [el presidente ecuatoriano] Rafael Correa y acabé cantando canciones revolucionarias, del Che Guevara, como si la revolución estuviera próxima? No podía imaginar que años después la alternativa es que, si no tienes inversión estadounidense de despojo, tienes a China, que te cobra de la misma manera y destruye los territorios de la misma manera. Entonces, muchos intelectuales tenemos que hacer una autocrítica también y ser menos arrogantes. Quizás ahora tienes la clave para las epistemologías del sur: ir más despacio, con menos confianza en que las ideas nuevas crean realidades nuevas."

http://ladiaria.com.uy/articulo/2016/5/hay-que-empezar-de-nuevo/

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Los problemas de Correa, Chavez y cia. estaban a la vista de todo el mundo: las restricciones groseras a las libertades políticas y las persecuciones a la oposición. Como durante todo el siglo XX, un sector de intelectuales de izquierda miró para otro lado porque veían cierto atractivo en sus políticas económicas (de la misma manera que se miró para otro lado con Cuba, con el muro de Berlín, con los tanques en Budapest y Praga, con el maoismo, etc, etc. Lo increíble es que Boaventura nos dice que su desilusión con Correa no obedece a su marcado autoritarismo sino a que reemplazaron los chicos por los norteamericanos. .Y bueno, será que no quiere llevar el socialismo a fondo y terminar sin papel higiénico, sin comida, sin luz, como el socialismo del siglo XXI.

David Zambrano dijo...

Título: die unterhose en el escritorio. Suena incomprensible, pero se parece mucho a ciertas categorías de la posmodernidad... ¿Tiene Correa la culpa de que el intelectual con el cual cenaba saliera cantando "viva el Che, viva la revolución"? ¿La culpa era de la cena? ¿El intelectual hubiese querido que la cena reemplazara sus ideas? Estos movimientos políticos han sido muy productivos para los viejos ideales -y quien quiera cambiarlos por la palabra nuevo no comprende nada, no sabe nada, no sabe lo que ignora... Tal vez hoy comparta otra cena. Si hoy no se sale de la mesa cantando "viva el Che, viva la revolución", al menos pedimos que la velada no continúe, que algo se haya aprendido.

Anónimo dijo...

Esas palabras podrían haber sido dichas también por cualquier intelectual de "izquierda" que, durante el kirchnerismo, haya calificado a ese movimiento político como "contrahegemónico", "revolucionario", etc.
La ceguera no es patrimonio exclusivo de Boaventura. Muchos colegas vernáculos también deberían comparecer ante ese fracaso. Creyeron que estaban haciendo la revolución y terminaron percatándose de que esa revolución lo era pero de la indecencia y la desigualdad.
En el caso de Correa y de Venezuela con resultados muchísimo pero muchísimo más catastróficos que en nuestro país, sobre todo en términos democráticos, económicos y también culturales.
Lean el libro de Claudia Hilb, "Silencio, Cuba".

David Zambrano dijo...

Anónimo 8:33 está claro que no tiene nada que ver mi comentario con el tuyo. Menos que menos eso de comparecer y... ¿vernáculos?. Pésimo. Luego decís que los resultados de Correa serán catastróficos. Lástima, queda como un adjetivo y nada más. Boaventura dice que estos movimientos no cambiaron el sistema político, usaron los excedentes de lo que se la llevaban con pala para redistribuir. Los ricos se hicieron más ricos aún en estos gobiernos populares. Eso no era mentira para los nuevos gobiernos que tenemos ahora en latinoamérica, la mentira eran los pobres consumiendo y accediendo a servicios (de mala calidad, pero accesibles). El sinceramiento es la devaluación, los despidos y el tarifazo. Los ricos se harán más ricos con estos gobiernos impopulares.

Anónimo dijo...

Anónimo de 8:33:
Un solo comentario, más allá de compartir o no, decís "Creyeron que estaban haciendo la revolución y terminaron percatándose de que esa revolución lo era pero de la indecencia y la desigualdad"...quiénes creyeron eso? 100 tipos como mucho, el resto sabía que se estaban afanando todo porque eran los mismo ladrones. El apoyo al gobierno K se dio de parte de personas que van por la vida "sacando ventajas", "manejandose bajo la ley del menor esfuerzo", "tirando para abajo todo", "rencorosos" y sobretodo "ladrones".

No seamos crédulos, pocos apoyaron honestamente al modelo K
Saludos
Antonio

Anónimo dijo...

estos boludos se daran cuenta alguna vez que las pavadas que dicen tienen efectos sociales, y que algun dia deberian hacerse responsables por eso?

David Zambrano dijo...

Anónimo 4:42 no cree que se pueda apoyar un gobierno. Lástima. No cree en la política. Se trata de entender que formamos parte de una sociedad. Las paritarias docentes fueron un hecho institucional muy importante del kirchnerismo. Muchas de las políticas sociales del anterior gobierno son instrumentos a los que el gobierno actual apela para paliar sus problemas de gestión.

Anónimo dijo...

David:

Presumo que equivocaste la hora pero te referís a mi comentario (de 9:42 am). Sí creo en la política y entiendo,creo, que formamos parte de una sociedad.
Me das un ejemplo, el de paritarias docentes, que no comprendo qué tiene que ver con mi comentario. Seguro hay otros tantos ejemplos de cosas bien hechas...eso no cambia nada lo que sostuve.

Han robado, han destruido culturalmente, han abusado, han sido prepotentes y han cometido un sin fin de ilícitos que, dudo, paguen realmente.

Saludos
Antonio