29 ago. 2013

Billetera y afecto

Ya lo hablamos otras veces, acá en el blog. Más allá de enojos y chicanas, quisiera insistir con algo: tratando de revertir la grave derrota electoral sufrida, el gobierno vuelve a su estrategia habitual, que es la de abrir la billetera. Ésta fue siempre la lógica de Néstor K, en toda su historia política, convencido de que la política es intercambio, favores e intereses, y que todo lo demás son tonterías irrelevantes, abstracciones inútiles. Esa política ha sido constante en todos estos 10 años pero, es curioso y debieran notarlo, los vínculos populares que en su momento consiguió forjar el gobierno (cruce de muchas causas y factores) tuvieron siempre como centro la cuestión afectiva, en sus expresiones más genuinas y creíbles (el modo en que se leían los gestos informales de Néstor, su muerte y lo que generó ella). Tal conexión emocional se produjo, en buena medida, en contra de la propia lógica economicista con la que actuaba el gobierno. En otros términos, el dinero, fuera de los lazos sociales y emocionales que le dan marco y sentido, no resulta suficiente, en términos políticos (Gramsci hablaba de coerción y consenso: la coerción sola no mantiene a nadie). Curioso entonces que el gobierno siga insistiendo con la política del billete, y nada sorpresivo, entonces, que aún otorgando ventajas importantes en materia de impuesto a las ganancias, por ejemplo, el amperímetro popular no se mueva. No se trata, entonces, de pasar a hacer ahora apelaciones emocionales bobas, sin sustento en una práctica de comprensión, contención, cuidado del otro (piénsese en el viejo Pugliese -Ministro de Economía de Alfonsín- alegando en público que quería "apelar al corazón, no al bolsillo"; o a la actual Presidenta queriendo alargar su luto al infinito). Se trata de tomar conciencia de que, en política, el sistema único de billetera no sólo es inmoral e inhumano: también fracasa.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

eso se verá en octubre, pero criticar al gobierno por esta medida es como criticar a la oposición por promesas que sabemos falsas (aunque ahora ya ni hacen promesas). es tan absurdo criticar esta medida como condenar a un jugador de truco por gritar envido con 23. me parece que algunos y algunas se estan poniendo nervioshos porque les sacan las banderas de las manos.

rg dijo...

no, es un juicio independiente de lo que vaya a pasar ahora. pero si querés quedarte con el último caso, esperamos a la próxima elección. pero no va por ahí, no va por ahí. los votos pueden explicarse por muchas cosas. estaba tratando de hacer un reclamo general

Anónimo dijo...

Lo que es criticable, Anónimo 1.16 pm,es el oportunismo. Esto debió hacerse hace años, cuando la inflación comenzó a degradar el salario real y los haberes jubilatorios y a facilitar el aumento de la recaudación (no hay nada más fácil que cobrar impuestos al trabajador y al jubilado). En cuanto a octubre, es probable el triunfo de algo aún peor que el FPV, el Frente Renovador de lo Mismo, una excrecencia del kirchnerismo, hasta ayer nomás aliado y cuyo mássimo jefe fue nada menos que Jefe de Gabinete. Belisario

Tano dijo...

Es nefasta esa idea de que al Gobierno no se lo puede criticar cuando toma una medida justa, como si eso corrigiera todo el daño causado, toda la injusticia. Como si la medida fuera reparadora cuando lo único que implica es que de mala gana y tarde acepta dejar de cometer una injusticia.

Isabel dijo...

Desde el 2003 todo lo hicieron no pensando en la gente sino en sus propios intereses, salvo pocas excepciónes. como dijo Moyano: "La AUH la sacaron porque perdieron las elecciones,hoy sacan lo de ganancias porque perdieron otra vez.Tienen que seguir perdiendo"

Anónimo dijo...

Alguna vez un profesor me dijo que las decisiones/medidas/resoluciones, había que analizarlas por sus buenas razones, si es que podíamos encontrar alguna. Las malas razones ya las sabemos todos.

Alejandro Kafka dijo...

Está bien, RG, palo porque no bogas y palo porque bogas... nada sorpresivo tu post.

Pero ya que suscribas lo del luto made in Carrió... te estás pegando el corchazo en los pies.

Ojo, como decís, más allá de chicanas, tales como ésta grande que posteaste.

Anónimo dijo...

No se qué decir. Creo que discutir hoy con los defensores de este gobierno es una soberana pérdida de tiempo. Lo que esta situación desnuda es que a la política le falta mas sentido común y consistencia. Porque, al final, hace diez años que venimos bancando la energía de clarín no??? La oposición es un problema latente y hasta diría menor. Para el hoy, está el kirchnerismo, y ha sido demasiado.

rg dijo...

kafka no es una chicana, sino un consejo. lo digo en serio y es para el kirchnerismo: mentir o seguir sacando dinero así no sirve en los propios términos que los plantea el kirchnerismo. sí a los cambios en los topes del impuesto, pero no como medida electoralista, que no es ley, que sigue siendo una decisión discrecional a cambiar en cualquier momento. lo presentan de modo palmariamente electoralista, y se nota, y entonces genera mas enojo que alegría

Juan De Los Palotes dijo...

Yo creo que TODO lo que hizo el kirchnerismo tiene ese tono electoralista que señalás Roberto. Incluso aquellas "conquistas" con las que más de acuerdo estoy. Y se plagaron de especialistas en ese arte que es la ambivalencia. Por caso, ¿quién se come realmente que al kirchnerismo lo desvelaba que los homosexuales no pudieran casarse? Yo ni por un segundo. Y así han hecho todo. Recuerdo patente una entrevista que le hicieron a Kunkel en la televisión: No se le movió una pestaña para explicar que había votado a favor de las AFJP y que, siete años más tarde (la cifra no se si es precisa) "nos dimos cuenta de que funcionaba mal y que había que cambiar el esquema" y votó por la estatización. Siete años???? Siete años??? Siete años para usar esa guita discrecionalmente para, entre otras cosas muy loables, ver a veintidós tipos correr detrás de una pelota. Cinismo u oligofrenia lo mismo da. El kirchnerismo siempre estuvo kaput en mi cabeza.

rg dijo...

ta bien juan, comparto. pero tambien lo siguiente: las reglas del juego son asi de basura, y en parte todos van a hacer lo mismo, quiero decir, electoralismo. esto es, si la logica de la politica son las elecciones, todos van a hacer cosas para ser elegidos. los problemas son otros para mi (mas alla del repudio a esas reglas de juego): que estas dispuesto a hacer para ganar elecciones, y como te plantás frente a esas decisiones. si decís estoy haciendo la revolucion cuando confiscas ypf, y luego decis estoy haciendo la revolucion cuando se la regalas a chevron, entonces para mi estas muerto, sos el peor. lo mismo si decis que queres ser repulcro en la custodia de los derechos humanos, y le pones la lupa a tus opositores que un dia miraron una pelicula de carlos bala marinero, y luego con ese mismo discurso nombras a milani como jefe del ejercito. eso es lo que no me banco

Desocupado mental en la era del blog dijo...

Para mí el gran problema son los que hacen cosas para "no ser elegidos". Prefiero que los gobiernos tomen decisiones "electoralistas" a que se crean la vanguardia iluminada o practiquen el "intencionalismo".

Anónimo dijo...

Ah claro porque este Gobierno no se cree la vanguardia iluminada, el menemismo se les ve cada vez que plantean la idea de "nosotros o el caos", cada vez que habla Cristina señala el 2001 como una amenaza latente.