11 nov. 2008

Juan se nos descontrola



A partir del don de gentes y el moderado progresismo que lo caracteriza, Juan G.B. organizó una cena de festejo en honor del nuevo presidente afroamericano, que fue favorecida por vino generoso (el vino), y buena carne a la parrilla (que el asador, el propio J.G. B., se encargó de testear de modo continuo, al solo fin, estimo, de asegurarnos la calidad final del producto). En todo caso, lo mejor del menú fue el postre, un Pandoro italiano que atinó a llevar quien esto escribe.



La velada se completó con un recital menos penoso que extenso, más desordenado que refulgente en talento, a cargo del polifuncional dueño de casa. El concierto estuvo apoyado por el sonido y la furia de un multicultural coro de voces espléndidas (en donde destacaban Hourya, Mariela y Mónica, una muestra más, como si hicieran falta, de la vocación ecuménica del local). Y como si fuera poco, el colega blogal Ramiro A.U. sacó a relucir sus todavía promisorios dones musicales.



A pesar del descontrol manifiesto del dueño de casa, podemos informar que la noche terminó de modo apacible, y damos garantías de que todos los invitados llegaron a sus (propias) casas en buenas condiciones intelectuales y físicas. Ninguna ley, nacional o estatal, resultó quebrantada.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Tanto le han colonizado el bocho a esta gente. Increible.

rg dijo...

si, porque estuvimos ahi reunidos en homenaje a los estados unidos. inclusive hicimos un brindis en honor al imperio y hasta alguno se quebro en llanto por la partida de jorge w

Anónimo dijo...

knee-grows are cool.

Anónimo dijo...

Volvio???????

http://www.youtube.com/watch?v=tfr2kjdRAnU ?????

CH dijo...

Como disfruto de las grandes narraciones del maestro RG. No solo aportan importantes detalles sino que causa una modesta risa que hasta ayuda a figurarse la situación y reirse aún más. Además la (posible) ironia sutil que se interpreta ayuda a que el lector se ambiente. Genial!

rg dijo...

ironia???? noooo, el relato puro y estricto de los hechos