28 sep. 2012

Defender los escraches

Como lo hemos hecho siempre, y más frente a un gobierno que piensa que, para oponerse a él, uno debe primero formar un partido político y luego ganarle la elección, desde aquí defendemos otra idea de democracia: democracia como deliberación y conflicto, democracia como disputa cotidiana (y no, por caso, democracia como elecciones cada cuatro años). En ese contexto, cuanto más sean las dificultades institucionales que existan para expresar la crítica (por caso, porque la voz pública resulta dependiente del dinero y el poder, y el gobierno concentra buena parte de ese dinero y el poder -mientras que el resto de los espacios disponibles también dependen de tales factores), más imporante y más justificado es el recurso a formas alternativas de expresión. Una, muy valiosa, es el escrache a los funcionarios públicos, hoy otra vez en boga en la Argentina. Bienvenidos sean.

73 comentarios:

Anónimo dijo...

Por favor, RG, esas cosas son para La Matanza.

Anónimo dijo...

Por traslación,también estás de acuerdo con la foto que convocaba al escrache:
http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-204418-2012-09-28.html
Tu odio al kirchnerismo te lleva a defender posturas muy peligrosas para la democracia.

gracia dijo...

Gracias Robert, me dio bronca porq muchos decian q estaban mal los escraches, y a mi me parecio q estaban muy bien.

Mas cuando no se hacen por una simple diferencia de pensamientos u opiniones, sino como un repudio frente a los delitos de los funcionarios, como el caso Oyarbide, o la violencia y maltrato de Moreno

No entiendo porq muchos, incluso opositores, se pusieron en contra



Ademas se hacen por la sordera del gobierno, porq no escuchan nuestros justos reclamos ....

Es un excelente metodo...... Con el escrache a Otayarbide en seguida se aparto de la causa.. es una forma de obtener resultados concretos de una forma rapida.. y no se hace nada malo mas q protestar pacificamente

Ojala que sigan , creo q van a seguir, y vamos a lograr muchas cosas..

La gente ya esta harta y al gobierno se le esta cayendo la careta ante TODOS



Me alegra tambien la influencia q estan teniendo las redes sociales, es una forma de participacion democratica, si bien no participan todos, da lugar a todos los q estamos hartos del poder corrupto y de alguna forma representamos, hablamos tambien por aquellos q no pueden hacerlo

....hoy escuchaba la radio cuando daban las noticias, decian "la presidente dijo tal cosa... la respuesta en las redes sociales por parte de los antik fue.. mientras q los k..decian tal otra..." esta bueno.. las redes sociales se han convertido en un nuevo protagonista q no se esperaban, un nuevo contrincante q tiene el gobierno q lo presiona, q le marca agenda.... un nuevo actor social ...

espero q no haya censura .. ya empezo Alak a acusar blogueros ...

El 8N es la proxima Protesta ...

rg dijo...

jaja, que silogismo mas lamentable. no, no tengo por que defender esa foto.

gracia dijo...

Esa foto horrible del escrache a Moreno estaba en manos de un notero de Duro de domar...no me extrañaria q la hayan llevado los k para embarrar la cancha .. de ellos se puede esperar cualquier cosa

gracia dijo...

"Chicos.. estamos en jarvar .. por favor esas cosas son para la Matanza... no para jarvar..."


"Yo hablo con millones de argentinos .. no se de donde sacaron eso de q no hablo... con la prensa..."


"Yo hice mi fortuna como abogada... siempre fui una abogada exitosa.. como ahora soy una presidenta exitosa...."

q nivel , este el el cuadro politico? la estadista... la intelectual? ...siempre supe q era una tilinga .. parece el personaje q hacia florencia peña en casados con hijos.. Moni Argento ?.. creo q se llamaba ...


pero lo peor no es q sea tilinga.... lo peor es q es mala persona

rg dijo...

gracia, gracias por los comentarios, pero asi como no quiero publicar insultos (a mi o a nadie), tambien prefiero no publicar lo contrario. gracias de nuevo

gracia dijo...

Esta bien Robert, aunq los mereces.. lastima q no salio tampoco la nota de Martin Varsavsky q es muy interesante, pero bueno ...

Cariños :)

Andrea dijo...

Roberto, quisiera expresar mi profundo desacuerdo con este post. Una cosa es que la gente manifieste y exprese sus demandas a sus gobernantes como lo hizo hace unos días, reuniéndose en una plaza o en cualquier lugar público, expresando su descontento en forma pacífica e ingeniosa. Eso fue una maravillosa muestra de democracia, y de la mejor democracia: la directa.

Otra muy distinta es escrachar en frente de la casa, del trabajo o de donde sea a una persona o grupo de personas. Es una forma de agresión y persecución personalizada totalmente innecesaria, que bordea el fascismo, que denigra al manifestante al convertirlo en alguien quizás igual o peor de quien se quiere manifestar en contra y que no puede conducir mas que al detrimento de la propia consigna que se quiere defender. Por ejemplo, si apoyas escraches como una forma de manifestación válida, tendrías que apoyar todo tipo de escrache, como por ejemplo los que sufrieron en el pasado periodistas cuando les publicaron sus fotos con consignas repudiables en toda Buenos Aires. Por lo tanto los escraches no pueden ser mas que repudiados por cualquier persona que se diga democrática.

Sería muy peligroso que la sociedad cayera en la onda de los escraches, porque de ahí a la violencia concentrada en un individuo o grupo de individuos, al “ojo por ojo, diente por diente” puede haber un paso, y es penoso que desde este blog de abogados constitucionalistas se los aliente.

Te agradezco desde ya que publiques este comentario. Un cordial saludo desde Londres.

rg dijo...

es lo mismo que respondi antes: apoyar (ciertos) escraches no me obliga a apoyar a alguien que en un escrache golpea a otro, o pide que lo maten. separemos las cosas.
si escrache es, como ha sido en el 90 por ciento de los casos que se dieron en la argentina, ir a la casa de un politico o juez, y cacerolear un rato diciendo vayase u obre mejor, me parece una perfecta expresion democratica, y no tengo nada que objetar, y todo para defender. si vivis en londres sabras lo comun que es ir a downing street y tirarle un huevo a un politico. son costos leves a pagar para una democracia robusta. no un precio necesario, un pasaje obligado, un deber democratico. sino hechos que pueden ocurrir y hay que bancarselos, como hay que bancarse las burlas a los politicos por televiosn

fahirsch dijo...

Respecto de la foto: sugiero ir al sitio http://regimenk.blogspot.com.ar/ y leer lo que dice al respecto. Algo diferente de que insinúa P12

gracia dijo...

Hablando de "escraches" y cosas por el estilo, recuerdan cuando llevaron a NIÑOS (!!!) a escupir fotos de periodistas con gorras militares?

aca esta el link... http://www.perfil.com/contenidos/2011/03/29/noticia_0030.html

No recuerdo q ningun juez haya dicho absolutamente NADA sobre este asunto, q es el de incitar al odio y la denigracion publica de estas personas .... solo por el hecho de pensar distinto... porq no se de ningun delito q haya cometido M Legrand, ni Morales Sola ...mas q decir lo q piensan...

Claro q esos escraches los hicieron los k ....... como siempre el doble discurso k

Anónimo dijo...

Es cierto RG "más imporante y más justificado es el recurso a formas alternativas de expresión. Una, muy valiosa, es el escrache a los funcionarios públicos, hoy otra vez en boga en la Argentina. Bienvenidos sean."
siempre, incluso estos:
http://www.perfil.com/contenidos/2010/09/28/noticia_0027.html

vhg

rg dijo...

volvemos a lo mismo. el principio es general: defender el derecho a la protesta no es lo mismo que defender la protesta del kkk porque no los dejan masacrar a un afroamericano.
dicho eso, hay un segundo punto que debiera ser obvio por lo que dije, pero parece que no: uno defiende el escrache (esta dicho) frente a la enorme dificultad de acceder a los foros publicos. muy distinta es la cuestion cuando el escrache lo promueve, financia auspicia el propio poder politico.

fahirsch dijo...

Ni me alegra ni me entristece que lo escrachen a Moreno. Me parece irónico que el principal matón del gobierno se queje cuando le dan un poco de su propia medicina.
No soy partidario ni de marchas, escraches, etc. Creo que generan un clima de violencia, y no resuelven problemas (aunque reconozco que en muchos casos llaman la atención sobre problemas que sino pasarían desapercibidos).
¿Es correcto presionar a un juez para que falle de una determinada manera o para que se excuse? ¿Donde está su independencia de juicio? ¿Acaso no hay mecanismos legales para que se vaya si no es independiente?

Andrea dijo...

Roberto, Toda forma de violencia es altamente repudiable aquí por la mayoría de los británicos. La verdadera fuerza de una demostración esta en su carácter de pacífica. Cuando es así las consignas son las que trascienden, los periódicos al otro día sólo hablan de lo que la gente pedía. Una protesta pacífica, ingeniosa, divertida, respetuosa del otro, atrae aún mas gente, se torna multitudinaria, es poderosa, tal cual como sucedió en Buenos Aires hace unos días. Y es en estas demostraciones donde los manifestantes triunfan verdaderamente, porque la violencia no copa las tapas de los diarios y tampoco ensombrece el justo reclamo. La agresión de huevos que vos mencionás, como cualquier tipo de violencia en cualquier demostración tiene que ser siempre repudiada: no tiene otra consequencia mas que la denigración del que se manifiesta violentamente, independientemente de su justo reclamo o de las limitaciones de libre expresión impuestas por el poder de turno.

No se puede estar de acuerdo con algunos escraches y con otros no. Se esta de acuerdo o no con su principio, con esa forma de manifestación o no. Un escrache, sin llegar a la violencia física, es una forma de violencia psicológica concentrada hacia un individuo o grupo de personas sin ninguna necesidad, y tiene que ser altamente repudiable en todas sus formas. Si se quiere protestar contra un poder judicial corrupto, o un juez corrupto por ejemplo, y si no se puede peticionar normalmente ante las autoridades, entonces agudicemos nuestro ingenio como sociedad, inventemos formas democráticas efectivas y pacíficas de protesta, o vayamos a una plaza, o en frente de tribunales, o en frente de cualquier institución conveniente: nunca al domicilio particular de un individuo, o en la puerta de su trabajo o donde sea que la protesta se haga personalizada a ese individuo particular. No tiene sentido protestar contra la persona en si. Ese no tiene que ser el objetivo último. Además el escrache sí es una forma de protesta peligrosa porque se empieza así, y después no se sabe donde se termina.

La sociedad argentina ya esta sufriendo demasiada polarización enfermiza, demasiada violencia, para agregarle esta otra forma de violencia sin sentido que los escraches significan. Hoy los sufren los funcionarios del gobierno, ayer los periodistas y si seguimos aceptando y alentando esta barbaridad, mañana puede ser que los suframos cualquiera de nosotros. Asi que disiento profundamente con vos en este tema, y lamento profundamente que desde este blog de intelectuales de izquierda se aliente esta forma de protesta. Cordiales saludos.

Anónimo dijo...

Es cierto, giramos en circulos.
Hasta que termine la epoca K, creo que debo limitarme a leer
vhg

Anónimo dijo...

No estoy de acuerdo con NINGÚN escrache DESDE NINGÚN PUNTO DE VISTA. Nunca estuve de acuerdo, ni aún con aquellos que supieron recibir varios de los jerarcas de la última dictadura militar. El escrache es, como bien dijo Andrea, un injustificable acto de violencia psicológica que deja absolutamente indefenso no sólo a quien lo padece (¿qué posibilidades tiene de defenderse? Ninguna) sino también a todos aquellos que rodean a quien lo padece (mujeres, niños, amigos, parientes, vecinos, etc.) y a quienes se molesta y daña sin previo aviso. Por ej., si yo fuera hijo de Oyarbide, ¿por qué tendría que soportar que a mi viejo se lo escrache en la puerta de mi casa? Emplear la lógica de decir que un escrache se justifica cuando todos los canales institucionales se han demostrado inconducentes es emplear una lógica muy pero muy peligrosa. Con la misma lógica, uno puede llegar a justificar cualquier tipo de acto, incluso los más aborrecibles.
El Imparcial del Norte

Desocupado mental en la era del blog dijo...

Para no repetir frases gansas como "Por favor, RG, esas cosas son para La Matanza", les dejo la charla de CFK en Harvard. Vale la pena escucharla directamente a ella, en lugar de leer giladas y análisis del discurso con lupa para fomentar zonceras:

http://forum.iop.harvard.edu/content/public-address-her-excellency-cristina-fern%C3%A1ndez-de-kirchner-president-argentina

Anónimo dijo...

Desocupado Mental:

Vos si que sos un desocupado...Hay que ser masoquista para escuchar las zonzeras de CFK en Harvard.

El "facho" es agresivo solo con los mas debiles y con las mujeres. Jamas se atreveria, por ejemplo, a desafiar a los poderosos... Mas bien les hace el trabajo sucio cerrando los mercados para protegerlos.


Mariana Alvarez Gaiani

Anónimo dijo...

Hola, me gustaria entender las razones por las que esta bien ir a escrachar a la casa un funcionario público como Moreno.

Me acuerdo que los chicos de H.I.J.O.S. comenzaron con los escraches (me acuerdo del medico de la maternidad de la Esma), o el escrache a la casa de Cavallo en diciembre de 2001.

Dos casos medio extremos donde no habia muchos medios más, y en un contexto un poquito más complicado, con demandas concretas ante hechos concretos. Acá qué sería? Cuál sería la causa que justificaría el escrache a un funcionario en su casa? Tu comentario de las 4.28 no me cierran. No es lo mismo un cacerolazo en la puerta de tu casa que la satirizacion, no?

Anónimo dijo...

Un colega que representa a las mineras me dijo que su cliente le dijo que si no llegara a prosperar la re-eleccion la iban a extraniar a Cristina.

Yo pense que tenia sentido ya que en su momento comentamos con mis socios en el estudio que la represion de las megamineras se hicieron con la complicidad del gobierno provincial y nacional.

Mariana

Desocupado mental en la era del blog dijo...

Mariana, si yo a vos te grabo una hora hablando y me fijo con lupa alguna pelotudez que hayas dicho, estoy seguro que mediante la selección y la interpretación interesada, te puedo hacer quedar como una imbécil.
Muchas de las cosas que dijo fueron más que interesantes. Nada muy original frente a tamañas genialidades que se dicen acá, pero fueron interesantes. Cuando habló de algunas cuestiones de economía, admitiendo que no es ecnomista, dijo cosas que le escuché a Stiglitz (Premio Nobel de Economía) y, repito, me parecieron muy atinadas.

Sin embargo, creo que su discurso no tuvo la calidad oratoria que cabría esperar de un Alfonsito, un "Alica alicate", un Mauricio "soplame al oído" Macri o La Mentalista. Esos sí que son grosos.
Estoy seguro que si RG fuera kirchnerista, muchos dirían: "¿Escucharon hablar a RG? Se la pasó todo el tiempo tratamudeando! ¡Qué bochorno para el país!"

Anónimo dijo...

los k nos han llevado a esto

los escraches son una de las pocas formas que tenemos para defendernos de los atropellos del gobierno k , porq otras no escuchan

SDM dijo...

Desde un punto de vista abstracto, no creo que, como indica rg, los escraches vayan en consonancia o ayuden al desarrollo de una democracia robusta, deliberativa y que incopora el conflicto. Pero, al mismo tiempo, también entiendo que en determinadas circunstancias, el método pasa a ser una de las pocas formas que las víctimas tienen de hacerse oír. Como dice otro post de rg, no es lo mismo un ataque del poderoso contra el débil (ese fue el origen de los escraches, una suerte de antesala de los linchamientos nazis y racistas) que la respuesta desesperada del débil al que el sistema no protege del poderoso (así aparecieron en los noventa, como el grito de los chicos de HIJOS que veían a los asesinos de sus padres pavonearse con impunidad).

O sea: no comparto la metodología del escrache, pero me parece comprensible en determinadas circunstancias. Ahora bien, esas circunstancias no son las del caso del Secretario de Comercio. Por más que le de vueltas y vueltas al asunto no veo cuáles son los derechos que avasalló Moreno y cuál es la falta de caminos institucionales y públicos que hagan justificable o comprensible el recurso al escrache en su caso.

rg dijo...

desocupado, decir que las idioteces queden para la matanza es de un clasismo espantoso. imperdonable, y no hay edicion televisiva que sea necesario para escucharla

sdm, me parece que no ves lo que no queres ver. moreno era un tipo que aun el periodismo oficial no soporta, y pensaron que llegado el nuevo gobierno se iba. de repente, no solo no se fue, sino que paso al centro del manejo economico. extorsiona, maltrata a las mujeres, amenaza con violencia armada, y hace danio simbolico y real. y no se va, a pesar de miles de faltas. es un guardia de hierro,derechista armado de la peor calania. y vive en la impunidad, y reina en economia. esa es la MAXIMA falta de medios institucionales en democracia para decir algo. por supuesto que necesita mil escraches, porque la respuesta institucional frente a el es impunidad. y frente a la impunidad salvaje, nada mejor que el escrache, claro que si

SDM dijo...

rg. Cada uno ve lo que quiere ver, obvio. Y a mí me parece que lo que vos ves es vago, falso, injustificado, distorsionado. Me explico:

1) Es vago porque decís generalidades tales como que Moreno es insoportable incluso para los kirchneristas, ¿y qué? Digamos, el tipo viene de la derecha peronista… ¿eso justifica que se lo escrache? Si así fuera, deberíamos aceptar todos los escraches a todos los que tengan una ideología que no nos gusta. Eso podría ser aceptable si compartiera tu idea de que los escraches fortalecen la democracia, pero como aclaré en el post anterior, no es esa mi posición. Los escraches, me parece a mí, no ayudan a una mejor deliberación ni son la forma más productiva del conflicto político, son un método aceptable y comprensible sólo en ciertas circunstancias que para mí no se satisfacen apenas con el rechazo que pueda causarme la ideología de una persona.

2) Es falso porque decís que Moreno extorsiona; al día de hoy no hay nada que indique que el Secretario de comercio haya incurrido en ese delito… Ahora si a lo que apuntás es a que las presiones políticas del gobierno a ciertos actores económicos implican una actitud extorsiva, se trata de una discusión política claramente opinable, que justifica protestas, peticiones, castigos electorales, pero no el escrache a una persona.

3) Es injustificado porque decís que Moreno maltrata a las mujeres… Lo que yo veo es un tipo con unos modales desagradables, pero de ningún modo un maltratador por cuestiones de género. Putear o gritarle a una mujer no es violencia de género, es una falta de respeto exactamente igual que putear o gritarle a un hombre (sólo sería violencia de género si la razón por la que se agrede es justamente la condición femenina). Yo no creo que los escraches a las personas queden justificados por su falta de urbanidad. E incluso si fuera cierto que Moreno es un maltratado de mujeres, para eso hay canales institucionales claramente abiertos (como la denuncia judicial que se le abrió hace unos días).

4) Es distorsionado porque decís que Moreno amenaza con violencia armada y realmente eso es confundir las cosas. Decirle a un actor político/económico "los vamos a reventar" o llevarle unos guantes de box no califica como amenaza de violencia armada y vos lo sabés bien porque has hecho política o has estado vinculado a actores políticos durante muchos años. En la política de este país, lamentablemente, ese vocabulario y esas formas de agresión están plenamente instaladas y son compartidas por todo el espectro político, de izquierda a derecha. Probablemente sería bueno empezar a cambiar esas formas, pero eso es otro tema. (Ahora, si te consta una amenaza real hecha por Moreno sería bueno que la explicitaras a ver si algún fiscal actúa de oficio como correspondería en ese caso).

Finalmente hablás de máxima impunidad institucional. Yo no la veo por ningún lado. No hay ley, decreto o medida informal que impida la judicialización de los delitos en los que podría haber incurrido Moreno. No hay falta de libertad electoral que impida la remoción de Moreno por los canales normales con los que se saca a cualquier gobierno. No hay ningún impedimento para manifestar protestas y desacuerdos con las medidas del gobierno en general (como los cacerolas) y de Moreno en particular (como los abrazos al INDEC). No hay ausencia de foros públicos (de capital privado y de propiedad estatal y asociativa) en los que se pueda opinar abiertamente en contra del desempeño de Moreno. No hay ejercicio de la censura sobre los comentarios que se hacen de Moreno ni represión a las múltiples manifestaciones de repudio.

En fin, veo un montón de canales por los que se puede bregar para que Moreno se vaya sin necesidad de recurrir al escrache. Porque eso, si el escrache está justificado o no, era el asunto que me interesaba discutir. Ahora, si lo que te interesa debatir a vos es lo que cada uno opina de Moreno empezamos de nuevo (y quizás allí estemos un poco más de acuerdo que aquí). Un abrazo.

rg dijo...

yo lo vi llevando un arma a una reunion, luego llevando guantes de box, luego pegandole gritos e insultando a quienes pensaban distinto, luego prepoteando a mujeres (lamento que pienses que la agresion a varones y a mujeres sea igual. lo mismo a niños, no? muy equivocado), luego lo vi sancionando a un cooperativista honesto, por pensar distinto, luego lo vi promoviendo violaciones a la constitucion, a traves de sanciones a consultoras que la justicia ya considero ilegales. para vos esos son chistes. para mi delitos que el gobierno encubre y fomenta. merecen ser repudiados con marchas, cacerolazos, escraches y huevazos, que duda cabe. son tibias, modestas respuestas civicas a acciones machistas, patoteras, mafiosas, ilegales, inconstitucionales, represivas (dejo registrado que para vos la violencia contra la mujer sea lo mismo que la violencia contra el hombre. vas a tener que argumentar no solo contra los colectivos de mujeres, sino contra los propios miembros de la bancada l que impulsaron el delito de femicidio)

Andrea dijo...

Si, todo eso merece ser repudiados con marchas, cacerolazos, y cualquier otro tipo de protesta PERO NO CON escraches y huevazos, o cualquier otro tipo de violencia, porque es caer en lo mismo que ellos hacen, y es ser tan criminal como ellos son.

Vos, como profesor universitario, como abogado constitucionalista irías personalmente a tirar un huevo, o pintarle el frente de la casa a quien sea o a ejercer cualquier otro tipo de violencia contra quien sea (así sea el peor criminal)? No, no lo harías. Entonces no incites que otros hagan lo que vos no harías. Saludos.

Anónimo dijo...

Robert, hay algo que me hace mucho ruido de repudiar ejerciendo el mismo tipo de acto (violencia) que se repudia. En los casos que sea así, me resulta difícil de defender. Veo cierta contradicción, que creo es el último "costo" al que deberíamos llegar. Eso por un lado. Por otro lado, no creo que sea un acto que contribuya a robustecer la democracia, creo que si es legitimado un escrache violento, se toma como modelo de conducta algo que es contrario al diálogo, al acuerdo, al desacuerdo consentido...y a nivel consecuencias, frente a este gobierno, ser violentos me parece, lamentablemente, generar una carrera armamentística...en pocas palabras, acepto el repudio, el reproche, pero no de forma violenta. Como bien vos has explicado sobre los cortes de ruta y la libertad de expresión, si no existen otros medios para hacerse oír o influír en el poder, están legitimados, pero, si alguna persona dentro de esa marcha le tirase un piedraso a otro debe responder por ese acto, pues ello no tiene que ver con el reclamo legítimo de la marcha. Es decir, repudio y escrache sí, violencia en ellos, no. El reclamo puede ser el más justo del mundo, pero si defendemos la democracia y sus instituciones, no podemos tentarnos a ejercer actos de justicia por mano propia.

Un abrazo, Ignacio

Anónimo dijo...

Andrea estoy muy de acuerdo con vos en el tema de la discusión, acerca de si son aceptables los escraches violentos, defendiendo además la democracia. Aunque disiento en esto último que decís: "no incites que otros hagan lo que vos no harías." No me parece un buen argumento, aunque creo entiendo por donde viene. Uno puede hacer o dejar de hacer miles de cosas, precisamente porque a uno lo atraviesan razones, dudas, sentimientos, emociones, etc, etcs. De manera que uno no debería incitar a hacer solamente lo que uno haría, sino lo que cree se debe o es legítimo o justo o democrático hacer. O una mezcla de ellas. Quiero decir, decir qué haría x o y es tirar la pelota a un campo complejo, es irnos de la verdadera cuestión, que creo es saber si está bien tal escrache violento? No si está bien porque lo hizo o no x o y...Un saludo, Ignacio

rg dijo...

no veo ninguna violencia en lo que sostengo¨ir a la casa del funcionario brutal y gritarle que se vaya. es mas, me parece perfecto

Andrea dijo...

Gracias Ignacio. Independientemente si en la práctica uno participa o no en un acto cuyos principios defiende como justos, personalmente creo que al menos uno debería poder imaginarse llevando a cabo actos similares sobre todo cuando esos actos que se alientan como democráticos implican cierta violencia psicológica o física localizada en una persona, como los escraches, y por lo tanto una denigración del mismo manifestante (ya que la violencia de cualquier tipo denigra solo al que la ejerce). Es muy fácil apoyar esto cuando son los otros los que están involucrados y uno mira todo detrás de un escritorio.

Roberto: que un funcionario sea brutal no implica que nosotros lo tengamos que ser también para exigir justicia. Para pedir por la dimisión del funcionario brutal no hay necesidad de ir a su domicilio particular tampoco. Una sociedad puede encontrar miles de formas de pedir por eso sin atentar contra la propia dignidad de las personas que manifiestan. Si se apoyan los escraches como forma válida y democrática de manifestación contra alguien a quien uno detesta por x motivos, entonces uno debería estar dispuesto a aceptar todo escrache de gente indignada con quien sea. Que pensarías si la gente de la Cámpora organiza un escrache en frente de tu casa, con pintada y huevos hacia tu persona porque algo de Plataforma 2012 les resulto agresivo, indignante o lo que sea, por mencionar un ejemplo? En ese caso: ellos no estarían usando también su derecho de manifestarse democráticamente?

El tema de alentar escraches es preocupante cuando viene así tan gratuitamente expresado sin evaluar seriamente las posibles consecuencias que estas practicas pueden traer aparejadas.

Anónimo dijo...

Bien Roberto, eso es lo que hace que haya una diferencia abismal entre vos y los demas, tu cabeza

Jose dijo...

roberto,

no hay manera de denunciar a moreno? y si se hizo, ¿por qué no se lo ha condenado dadas las pruebas públicas de múltiples délitos (INDEC, ONCAA, ROEs, etc.)? ¿qué podemos hacer ciudadanos de a pie para que esto suceda?

creo que lo mejor que le puede pasar al país, en el corto plazo, es que moreno, de vido, echegaray, budou, jaime, aníbal fernández y cristina fernández sean enjuiciados, condenados y encarcelados.

Anónimo dijo...

La actitud de Moreno es indefendible y el derecho de los agraviados a un escrache mas que justificado, nadie en su sano juicio puede defender ese tipo de conducta y agresiones.

Viniendo de un servidor publico al que le pagamos un sueldo es inaceptable como son las violaciones de la ley y la impunidad con la que se maneja. Esta loco de atar.

No sabemos el entramado que tiene con la Presidente que lo sostiene a pesar de la enorme cantidad de errores aunque existen diversas hipotesis. Dilma Rouseff fue mucho mas decidida en circunstancias parecidas de incomptenecia o acusaciones de incompetencia o corrupcion de funcionarios.

Lo que se vio en Harvard da para pensar que Cristina no reune ninguna de las condiciones que debe tener un buen abogada, esto es facilidad de expresion, dar respuestas rapidas y contundentes sin ponerse nerviosa, etc. Se enredaba con las preguntas lo cual es inaceptable. Demas esta decir que todas las preguntas fueron previsibles y tuvo que haberlas madurado hace tiempo. Creo que jamas recurriria a sus servcios (en caso de que efectivamente sea abogada como dicer ser).

Fue una verguenza para los argentinos que creo merecemos mas. Una presidente que no es capaz de responder preguntas tan simples como la que le formularon los estudiantes no deberia estar en ese lugar.

Mariana

Anónimo dijo...

DSMental

La calidad oratoria (de la que carece CFK) es secundaria. CFK toca de oido en la mayoria de los temas y repite cosas que escucha de otros por eso es incapaz de llevar a cabo un debate con otros candidatos que en su momento le propusieron. Lo que fue una verguenza fue la falta de respuestas cl;aras y contundentes a los estudiantes. Es decir no paso el examen.

RG en una mesa examinadora la bocharia.

Mariana

Anónimo dijo...

este post se deberia llamar "defender al escracho" (CK)

SDM dijo...

rg, creo que en el afán de defender tu argumento lo exagerás hasta límites imposibles de aceptar. No sólo te parecen aceptables los escraches, te parece que son tibias y modestas respuestas cívicas a acciones mafiosas encubiertas por el gobierno. Partiendo de allí no hay final a la escalada; pasar del rechazo que te despierta un funcionario de un proyecto que te resulta desagradable a la exigencia del "fin de la tiranía" hay un paso pequeño.

Una cosa es cacerolear y en el fragor de la manifestación desear la muerte de la presidente. Otra cosa bien distinta es elevar a política "modesta" el escrachar a un funcionario en su domicilio particular. Yo participé (hoy no me enorgullezco de ello) en marchas en las que cantábamos "ay ay ay ay, que se muera Alsogaray (y la hija)". Pero no fui ni hubiera ido a la casa de Alsogaray a hacerle una pintada, tirarle un huevazo o cacerolear. No sólo me hubiera negado a ir, hubiera criticado muy fuertemente esa acción. Mi desacuerdo político con quien consideraba uno de los responsables de políticas nefastas para este país no implicaba de ningún modo condonar métodos que no comparto y que sólo acepto en circunstancias extremas (como la que atravesaban los hijos de los muertos por el terrorismo de Estado cuando una serie de leyes y medidas les impedían buscar justicia).

Vos lo viste a Moreno con un arma. Parecealgo pasible de denuncia y si es así (y peor aún si resulta que no tiene permiso de porte) probablemente merezca sanciones. Para eso está el Poder Judicial.

Vos que sabés más de derecho que yo, decís que putear a una mujer es más grave que putear a un hombre, ok (no comparto el principio, pero entiendo el punto y no es este el fondo del debate). Nuevamente, por ese motivo se lo puede denunciar, justamente como se lo ha hecho hace algunos días.

El resto de las cosas que viste me parecen cuestiones políticas. No son chistes. No confundas y no tergiverses lo que (creo) dije con bastante claridad. Las cuestiones políticas se dirimen políticamente: en elecciones, peticiones, protestas, manifestaciones callejeras, propuestas legislativas, acciones colectivas en sentido contrario al buscado por el gobierno, intervenciones en foros públicos y un sinfín de actividades que podrían cambiar el sentido en el que se mueve el país. Y son todos canales abiertos. Nada de lo que dijiste (salvo lo que pusiste al principio aduciendo que los escraches son siempre buenos) parece justificar este accionar en concreto.

Anónimo dijo...

vos mucho contra télam y 678 y la cámpora, pero de los enfermos mafiosos que ponen fotos de moreno con un balazo, nadita, no?
groso!

rg dijo...

snonimo, 678 y telam son agencias oficiales. ahi el escrutinio y la critica deben ser maximas. luego, en la web hay locos de todo tipo, nazis, fascistas, golpistas, lo que quieras, pero ese tema es muy diferente. pena que no distingan lo que implica el uso del aparato estatal. como si fuera propio

rg dijo...

sdm, si cacerolear te parece un acto de violencia, me parece que te has convertido en un conservador puro y duro. cacerolear es una accion tibia, absolutamente permisible desde el punto de vista del derecho. nada pero nada puede decirsele en contra, desde el punto de vista juridico, mientras se haga como se ha hecho hasta hoy, pacifica y disciplinadamente.

luego, pidiendo que intervenga el poder judicial, me tomas el pelo: sabes que el 90 por ciento de los jueces estan comprados o muertos de miedo, no van a hacer nunca nada, salvo darle la razon al mafioso. preguntale a bonadio lo que hace con los responsables de la masacre del oncre, a oyarbide que hace con las denuncias que recibe, a servini de cubria lo que cobra, a righi lo que hacia por pedraza desde la procuracion

SDM dijo...

rg: cacerolear no me parece un acto de violencia. Cacerolear, batir el parche del bombo, dar vueltas a una matraca, tocar cornetas, batir palmas e incluso pintar paredes y tirar huevos contra edificios me parecen actividades políticas a aceptables. Digo más: cacerolear en la calle o en la plaza y cantar que se muera la presidente me parece parte de la política. Ahora, cacerolear en la casa de un funcionario elegido por una presidente democrática, convocar a escracharlo en su domicilio con una foto en la que se lo ve con un disparo en su frente, me parecen métodos deleznables, por más que sean jurídicamente inobjetables y por muy "disciplinadamente" que se practiquen.

Justamente porque me parece pertinente la protesta pública (con o sin cacerolas) creo que lo correcto sería manifestarse ante un poder judicial que, concuerdo con vos, no cumple con sus obligaciones. Ya sea por miedo, por venalidad o por acuerdo con una ideología particular, un poder judicial que no hace lo que debe hacer merece protestas y marchas que agilicen el jury de enjuiciamiento (digresión: un método horrible de remoción de jueces… una elección popular o un juicio político ágil sí hubieran sido modificaciones constitucionales democráticas que habría valido la pena que se incorporasen en el '94… lástima que la UCR, el PJ y la corporación del derecho llegaran a ese acuerdo tan lamentable).

Hay algo de mi post original que evidentemente no quedó claro: no discuto la figura de Moreno ni la probidad de este gobierno, pongo en duda el apoyo genérico a la metodología del escrache y, además, pongo en duda la suposición de que este escrache en particular está justificado por la ausencia de canales públicos o institucionales. Eso no me convierte en un conservador puro y duro, como vos decís. A lo sumo me convierte en alguien convencido de que hay límites a la acción política que el escrache traspasa cuando es injustificado como a mí me parece en este caso.

En mi opinión seguís sin decir nada que justifique concretamente este escrache en particular. Si uno parte de la idea de que el escrache no es genéricamente bueno hace falta un justificativo que vos no das, básicamente porque no podés mostrar la ausencia de canales alternativos de manifestación. Ahora, si la idea es discutir la generalidad del escrache, habría que empezar dejando de lado a Moreno y al gobierno y empezar a reflexionar sobre lo bueno o malo que puede traer el método. ¿esa discusión te interesa?

rg dijo...

no necesito "justificar" la actividad de mascar chicle. me basta con saber que es compatible con las leyes vigentes y la constitucion. y lo que no esta prohibido esta permitido. lo mismo este tipo de escraches. y al que no le gusta...

Anónimo dijo...

No les hagas mas caso Roberto, no pierdas mas tiempo contestando a esta gente, esta claro que a los k les molestan mucho los escraches porque segun se ha visto es una forma de ponerlos en evidencia y un freno a su IMPUNIDAD.. que no tiene nada que ver con la democracia. y es por eso q quieren terminar con ellos. No te parece al extraño q nadie dijera absolutamente nada de los escraches cuando los hacian los k???

Los k estan operando a traves de los mismos periodistas seudoprogres de siempre, pero lamento decirles muchachos que la gente ya se harto de uds, y no hay vuelta atras. El 8 de noviembre seremos millones, si es q no se hace uno espontaneo antes

Saludos

SDM dijo...

rg, con ironía, pero con seriedad: si lo mío podía ser confundido con conservadurismo puro y duro, lo tuyo parece de un liberalismo hobbeseano que a mí no me alcanza. Una pena que el debate sobre la cuestión de fondo te interese menos que pegarle al gobierno.

Desocupado mental en la era del blog dijo...

Sobre los escraches: acuerdo con SDM. Es más, sus intervenciones suelen ser de lo mejor de este blog (junto con las del amigo Bosnio).
Respecto del "clasismo" de CFK con lo que dijo de La Matanza, coincido en que la pifió feo. Más allá de que a mi juicio le ponés demasiado énfasis, creo que tenés bastante razón. Se sabe que la mina tiene un costado bastante "esnob" hacia cierto "prestigio intelectual".
A esta altura el debate está muy polarizado. A mí me pareció una buena charla, y no creo ni que haya sido un desastre como muchos antikirchneristas furiosos sugieren, ni que haya sido una pieza de oratoria magistral.

andresvas dijo...

Roberto, yo estoy totalmente de acuerdo con el post sobre el derecho al escrache, forma parte de la libertad de expresión en democracia, sea para el lado que sea, pero recuerdo que en alguna exposición que hubo en el Palais de Glace donde escrachaban periodistas vos publicaste un post medio inverso a este y en el ida y vuelta posterior admitiste el escrache sólo en casos súper extremos etc. estoy mucho más de acuerdo con lo que decís ahora que con lo que decías ahora que con lo que decías entonces,creo que es bueno mantener el mismo principio y criterio de análisis más allá de que la conclusión de k o antik

Andrea dijo...

Por suerte creo que la mayoría de la sociedad argentina tiene bien en claro la diferencia entre los métodos de los escraches (siempre muy criticables y repudiables) con una manifestación democrática válida.

"no necesito "justificar" la actividad de mascar chicle. me basta con saber que es compatible con las leyes vigentes y la constitucion. y lo que no esta prohibido esta permitido. lo mismo este tipo de escraches. y al que no le gusta..."

Emociona ver este nivel de argumentación. Todo un ejemplo de filosofía política! Muchas gracias Prof. Gargarella.

rg dijo...

sdm, vos queres moralizar la vida cotidiana, eso es conservadurismo. todas las corrientes anticonservadoras -marxismo, liberalismo, anarquismo- pueden decir lo mismo que yo en este punto: no a la moralizacion de la vida cotidiana

andres, algo similar con vos. yo estoy personalmente en desacuerdo con el escrache del escupitajo, por ejemplo, que organizaron los k. pero no lo prohibiria. simplemente me da asco. entonces diferenciá: una cosa es decir que yo participaría en estos pero no en aquellos, otra es el tema de cuáles están autorizados: en la medida en que no haya violencia, están todos autorizados, más allá de que algunos me den repugnancia

Anónimo dijo...

che, porque no lo mandaron a el bosnio a Harvard? .. Le ponían una peluca, unos tacos, lo pintarrajeaban un poco y listo. Tambien podría haber ido el Profesor Nacurutú

Anónimo dijo...

El escrache del escupitajo me parece mucho peor porque están involucrando niños.

Anónimo dijo...

Andrea, no conoces mucho a la "sociedad argentina"

Vos crees que va a ser tan sutil para pensar si un escrache es bueno o malo, si tiene una presidente que no se sabe de donde saco los millones q tiene y no le importa ? al contrario, la vota 2 veces?

o tal vez si.. tal vez se preoscupen muchos por los escraches y en cambio no le importe nada que la presidente se haya hecho millonaria robandole al pueblo que dice defender... hay muchos hipocritas aca

Sebastián Pagano dijo...

Una democracia robusta tendría que tener mayor espacio para la crítica al gobierno que para sus celebraciones

gracia dijo...

Robert, perdon por el OT pero como es eso q Lorenzetti deja la presidencia de la corte???, justo el q era lo mejorcito..?? quieren poner a uno de los kakas ?? dicen q es por Clarin... por la reeleccion ... y por la modif de la constitucion o del codigo, yo q se .. ?? seria un desastre mas de los k, q no debemos permitir..

Germán Daniel Acuña dijo...

Entre la diversidad de maneras de expresar las opiniones percibo al escrache como una práctica de gangsters, ya es suficiente con los ataques de los medios de comunicación masiva, el "escrachable" tiene también derecho a morar en paz; si un violador u homicida libres (y ésto es una afrenta para mucha gente) pueden caminar en paz en éste país no se comprende que actos de gobierno sean conductas más abominables y merezcan disturbios en tranquilidad de los funcionarios y su familia. La ilicitud de las conductas se puede plantear en el ámbito de la Justicia -al menos las reglas de juego actuales no reconocen el hacer justicia por mano propia-. El escrache es un ejercicio de violencia, de intimidación, de coerción. Si planteo la hipótesis de que mucha gente no escracharía a un violador por miedo a las represalias debo concluir que el escrache a un funcionario es un acto de cobardía. Downing Street es difícilmente analógico, el uso de trasplantar práctica foráneas convierte cualquier intercambio en discusiones bizantinas, y siempre tendré a mano el retruque de las muchas habas que se cuecen en el extranjero.

Anónimo dijo...

acabo de retomar los comentarios. Roberto, por un lado, creo que no es claro cómo definir o cómo vos definís qué es violento para de allí en adelante decir si tal o cual escrache está autorizado, más allá de si es de tu gusto o no. Ese es un punto de partida del cual deberíamos acordar sino parece una conversación entre sordos.

Andrea, sobre el hecho de alentar a participar pero mirando todo desde atrás del escritorio, y que es "muy fácil", no es la imagen que te intentaba ofrecer cuando te decía que no tiene mucho sentido a la discusión ver si x escracharía o no, sino analizar si el escrache es justo, "bueno", democrático. Si encima te referís así -te lo pregunto- pensando en Roberto, que no participaría y lo alentaría viéndolo desde atrás de un escritorio, teniéndola muy fácil...me parece estás prejuzgando bastante feo el por qué de sus actos..y a su persona

Roberto, sobre lo que "no está prohibido está permitido" y la compatibilidad con las leyes de ciertos escraches..imagino estabas siendo irónico o algo así..vos postulás el derecho a resistir el derecho (si este conlleva a un estado injusto en su aplicación); del mismo modo ciertos escraches podrían ser no autorizados, injustos o antidemocráticos, aún siendo legales..o no?

Ignacio

PIC dijo...

rg,

me sorprende y alegra ver en vos la defensa de la amoralidad de la vida cotidiana.

el marxismo, por el contrario, siempre propicion la moralizacion de la vida cotidiana, precisamente porque negó la existencia de una vida privada (toda la vida era publica). lo mismo se aplica al anarquismo (basta ver la predica de los sindicalistas anarquistas contra el alcohol, por ejemplo).

y lo mismo se observa hoy en corrientes comunitaristas (incluidas las marxistas) y feministas.

saludos,

PIC

Andrea dijo...

Totalmente de acuerdo con Germán!

Quiero aclarar algo sobre 10 Downing Street: en años jamás he oído un escrache en la residencia del Primer Ministro británico. Downing Street es una calle cerrada al público, y hay custodia policial todo el tiempo. Además, escraches en el Inglaterra son casi inexistentes, porque los ingleses se manifiestan generalmente saliendo a las calles en demostraciones. En mas de diez años de vivir acá jamás me he enterado de uno en algo parecido a los escraches argentinos.

rg dijo...

ignacio, si. pero los escraches conocidos hasta ahora, al menos la mayoria que conoci yo, pueden ser mas o menos agradables, pero perfectamente juridicos.

pic. soy re moralista en lo personal, pero no creo que el derecho deba cargar con mi moral, no?

Andrea dijo...

Al parecer la última vez que un político británico fue escrachado durante un acto de campaña fue John Prescott en 2001: http://www.youtube.com/watchv=NBqfuUiBpXs&noredirect=1 y lo que fue noticia mas que el huevo, fue el 'punch' que el ministro le profeso al manifestante. En este link http://news.bbc.co.uk/onthisday/hi/dates/stories/may/16/newsid_4098000/4098929.stm también se pueden ver varios huevazos a políticos británicos, pero en lugares públicos durante eventos públicos.

Andrea dijo...

Ignacio, El escrache no puede ser ni "bueno", ni justo, ni democrático, en ninguna circunstancia. No se trata de prohibir los huevazos con leyes, sino mantener una fuerte crítica a esta forma de protesta y no alentarla o defenderla desde ningún ámbito, sobre todo en una sociedad altamente polarizada y sufriendo grandes niveles de violencia, como la sociedad argentina.

Desocupado mental en la era del blog dijo...

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-204585-2012-09-30.html
Corto y pego el artículo de hoy escrito por Horacio Verbitsky, que al final habla del “progresismo liberal”, y me parece que alude a RG (entre otros):

La Matanza

Clarín y La Nación montaron un escándalo sobre la referencia presidencial a la Universidad de La Matanza, con oportunas columnas de sus respectivas estrellas, Jorge Lanata y Beatriz Sarlo, pero informaron en forma parcial y/o distorsionada sobre qué había dicho y en respuesta a qué pregunta.

Un estudiante argentino preguntó en forma respetuosa sobre la inflación y el “cepo cambiario”. Cristina le contestó también en forma muy seria sobre la necesidad de asignar las divisas a fines útiles para el conjunto de la sociedad y no al atesoramiento de algunos sectores, como ocurrió en las crisis históricas que arruinaron a millones. También mencionó a los miles de argentinos que acudieron a Las Vegas para alentar a Maravilla Martínez y al propio autor de la pregunta:

–Estás acá, problemas de dólares no debés tener. ¿Vos sabés la cantidad de argentinos que ni siquiera podrán llegar a la Universidad de La Matanza, nunca? Vos tenés la suerte de estar estudiando en Harvard.

La segunda mención fue en respuesta a la pregunta de otro argentino que se consideró privilegiado por poder preguntar. CFK se detuvo en la “frasecita” que “no se lo contesté a tu anterior compañerito, sobre el tema de que ‘soy uno de los pocos privilegiados`”. Recién entonces dijo:

–Chicos, estamos en Harvard, por favor, esas cosas son para La Matanza, no para Harvard.

No fue una de sus respuestas más precisas y es inevitable que se abra a interpretación, como es frecuente con el lenguaje hablado. Pero la única lectura que se impuso en los diarios accionistas de Papel Prensa fue que Cristina había menoscabado a la Universidad y a los estudiantes del más nutrido municipio del país. Nadie arriesgó ni siquiera como hipótesis que hubiera sido una continuación del razonamiento anterior, con un contraste implícito entre el supuesto privilegio de preguntar y el verdadero privilegio de estudiar en Harvard, que a mí me parece evidente, dada la cantidad de veces que en la Argentina CFK se ha referido con orgullo a ésa y otras universidades del conurbano, a las que acceden por primera vez hijos de familias obreras que nunca antes habían pisado un aula universitaria y a la fuerte inversión del gobierno nacional en esos felices vehículos del ascenso social. “Una descalificación propia de una señora gorda”, la desdeñó mi viejo compañero en la guerrilla peronista Ricardo Roa. Sarlo, cuya actividad principal es el análisis del discurso en la literatura y en los medios, interpretó que fue “una ironía barata y ambigua, que las preguntas no eran dignas de esa universidad, sino de La Matanza”. Lanata (quien siempre se presenta como fundador de Página/12, diario al que otros hemos hecho perdurar un cuarto de siglo, y nunca como fundador de Crítica, XXI o Data54) citó la frase “Estás acá, ¿no? ¿qué problema tenés con el dólar?” pero omitió la referencia inmediata a La Matanza que da sentido a lo anterior y lo posterior. Y renglón seguido mencionó a un estudiante sanjuanino “que terminó la conferencia con lágrimas en los ojos y temeroso de una eventual reacción presidencial”, porque Cristina le había preguntado de dónde era. Con esa introducción, pasó a referirse a cómo se construye el miedo: “El miedo a preguntar, a decir su nombre, a dar referencias personales planeaba por quienes cacerolearon en Nueva York y quienes preguntaron en Boston. ¿Miedo a qué? Como siempre sucede con el miedo, no pueden describirlo con precisión: la AFIP, la familia en Buenos Aires, miedo”.

Desocupado mental en la era del blog dijo...

Hablemos del miedo, entonces. Como si fueran poca cosa los insultos y deseos mortuorios que prevalecieron en la marcha del 13 de septiembre en la Capital Federal, esta semana se convocó a las cacerolas no a sonar en la plaza pública sino a la puerta del domicilio de Guillermo Moreno, con un afiche en el que aparece dentro de un ataúd y con un disparo en la frente. Clarín dedica una columna al presunto malestar judicial por la excusación de Norberto Oyarbide (porque también él padeció un escrache frente a su domicilio) y recién al final y sin subtítulo ni foto consigna la denuncia del Gobierno por la explícita instigación a matar a Moreno y a su madre, que formó parte de la convocatoria. Incluso, conjetura que el verdadero propósito del Ministerio de Justicia sería “investigar oficialmente en las redes sociales porque cree que las protestas sociales son convocadas por una organización y no son espontáneas”, cosa que a esta altura no es opinable. Otra nota se titula “Moreno insultó a los caceroleros y el Gobierno les hizo una querella”, en una reinterpretación poco sutil de los hechos, pasando por alto que los acusados no fueron quienes se manifestaron frente al domicilio del secretario, sino algunos de quienes convocaron a matarlo con el tétrico cartel. La Nación, cuya postura política e ideológica aún no ha sofocado por completo el oficio periodístico, consignó recién ayer que la denuncia fue contra una “organización mafiosa” de la que formarían parte treinta blogueros y no contra quienes golpearon las cacerolas en Constitución. Pero el viernes tituló “Alak cargó contra los caceroleros: ‘Hay personas que han matado ídolos para trascender’” y la foto que ilustró la nota fue la de “unos pocos caceroleros que se acercaron a la casa de Moreno” y no la del afiche criminal. También destacó la frase de Moreno sobre la anatomía de los caceroleros por sobre la amenaza contra su vida. Ninguno de esos medios consignó tampoco que del escrache frente al hotel de Nueva York participaron los hijos de dos socios del estudio Martínez de Hoz, Grondona & otros, que desde 2002 litigan en el Ciadi contra la Argentina en representación de empresas extranjeras. Ni le asignaron más que unas líneas a la presencia en Harvard para impulsar el cuestionario a Cristina de la Fuerza de Tareas Argentina (ése es su nombre real) creada por los fondos buitre, que pretenden cobrarle al país 100 dólares más intereses por cada título de deuda que compraron por monedas luego de la moratoria de 2002. También minimizaron el rol en la preparación de las preguntas del funcionario del gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires Juan Maquieyra. Clarín sólo lo nombró para afirmar que partidarios del gobierno “lo demonizaron” en Facebook y Twitter y ninguno informó sobre su rol en la instalación de la carpa verde que las patronales agropecuarias plantaron frente al Congreso mientras se discutían las retenciones en 2008 y en la oposición a la recuperación del sistema provisional que el menemismo había entregado a los bancos. Nada de esto lo inhibe de preguntar y opinar, cosa que hizo con la misma libertad de la que gozan todos quienes detestan a este gobierno que otros valoramos. Pero agraviarse por las frontales respuestas de CFK y su decisión de defender con todos los argumentos posibles tanto las buenas como las malas políticas de su gobierno, mientras se ocultan estos datos y se trivializa la circulación de un afiche aún más sórdido que el histórico “Viva el Cáncer” (que celebró la muerte de Evita pero no invitó a causarla), es una burda incongruencia, propia de lo que Sebastián Etchemendy (politólogo de la Universidad de San Andrés, cuya idea de excelencia se inspira antes en Harvard que en el conurbano) caracterizó como el progresismo liberal y/o el institucionalismo vacío. Lo menos que puede decirse es que el nombre de La Matanza ha sido invocado en vano o en el debate equivocado".

FIN (Horacio Verbitsky)

rg dijo...

con una mano en el corazon: que hubieran dicho si macri decia lo de la matanza? harian el analisis epistemologico discursivo o dirian que es un millonario hdp? por favor, un poquito de verdad para la respuesta

Anónimo dijo...

Andrea, pero por qué un escrache no puede ser democrático si no incurriese en métodos violentos? Si me decís que el escrache necesariamente es violento, entonces estoy de acuerdo con vos en que es dudosa su legitimidad y nivel democrático.

Pero lo que te planteo y pregunto es: un escrache que consista en intentar hacer público y visible cierto repudio contra una persona (mejor dicho sobre actos suyos de los cuales esperamos una respuesta), ya sea repartiendo volantes en el barrio del escrachado,informando sobre lo que ha hecho. Escrachando lo que se repudia también a través de la suma de aplausos o expresiones más "coloridas" como batucadas, murgas, teatro callejero; lectura de los actos repudiados, etc.

La comisión Funa propone y ha realizado este tipo de escraches no violentos. La idea de ello es, no agresivamente, llamar la atención y dar a conocer el por qué del escrache, y que ello sobrevenga en la condena moral que se espera de la sociedad. Admito que esto tiene un riesgo, y es que se termine recurriendo a la violencia. Pero si el límite es claro, y si lo que realmente se busca es obtener una respuesta de parte del escrachado (de cualquier tipo, pero no la impunidad del "acá no ha pasado nada")o las autoridades, entonces personalemente le daría rienda suelta a este tipo de escraches.

Aquellos que buscan un escrache no violento, para no incurrir en los métodos que repudian, necesariamente saben que deben apelar a la creatividad, para reprochar y hacer más visible algo sin ellos ser "denigrados" como creo dijiste anteriormente. De modo que creo que no en todas las circunstancias el escrache es inaceptable o antidemocrático, mientras permita la libertad de expresión y novioles los derechos del escrachado. Sí, hay que tener muy claro el límite del accionar, en sociedades tan violentas como ésta.

Admito que es un tema complicado igual,

Ignacio

Andrea dijo...

Ignacio, Mira, entiendo el escrache como una forma de protesta muy personalizada, focalizada hacia un individuo, ya sea en la puerta de su casa, a la salida de su trabajo o por ejemplo con una ciudad empapelada con la foto de la persona escrachada. Solo son ejemplos, pero todos muestran al menos una forma de presión psicológica desagradable. 
Esto implica la posibilidad de generar temor en el escrachado y en su familia, es una forma persecutoria de protestar la cual me cuesta muchísimo entender como una practica democratica valida.

“Pero lo que te planteo y pregunto es: un escrache que consista en intentar hacer público y visible cierto repudio contra una persona (mejor dicho sobre actos suyos de los cuales esperamos una respuesta), ya sea repartiendo volantes en el barrio del escrachado,informando sobre lo que ha hecho. Escrachando lo que se repudia también a través de la suma de aplausos o expresiones más "coloridas" como batucadas, murgas, teatro callejero; lectura de los actos repudiados, etc.
La comisión Funa propone y ha realizado este tipo de escraches no violentos. La idea de ello es, no agresivamente, llamar la atención y dar a conocer el por qué del escrache, y que ello sobrevenga en la condena moral que se espera de la sociedad.”


Para hacer esto los escraches no debieran ser practicas necesarias. Toda la Argentina hace unos dias demostro con el gran cacerolazo que se puede ejercer presion y reclamar a sus gobernantes sin escrachar . Por supuesto que hubieron grupos con consignas repudiables, pero fueron los menos.

En Inglaterra hay muchos grupos por ejemplo anti-war que ponen sus stands en las calles repartiendo bolantes en contra de alguna compañia norteamericana, pero lo hacen enfrente de la compañia no en frente de la casa de su presidente, y los bolantes no tienen la foto de dicho presidente pero si la consigna anti-war.

Una cosa es repartir bolantes concientizando a la sociedad por la corrupcion o algún delito en particular, y otra cosa es repartir bolantes con la foto de un individuo pidiendo su condena como en el Far West. Esto es peligroso porque de un escrache “no violento” como vos decis a la agresion fisica por gente fanatizada por este tipo de cartels, bolantes o lo que sea, puede haber un paso pequeño, sobre todo en una sociedad tan polarizada y crispada como la nuestra.

Hay tantas formas de protesta ingeniosas, inteligentes, que mantienen intacta la dignidad del que protesta. Son esta clase de protestas las que considero válidas, justas y "buenas" y que hay que defender. Los escraches que empiezan con pintadas en una casa, o generan una ciudad empapelada con bolantes y carteles con las fotos de la o las personas escrachadas pudiendo terminar en agresiones físicas ante la menor crispación o provocacion, esos escraches, a pesar que el derecho los permita, es lo que no puedo defender, ni alentar, ni justificar. Saludos.

Anónimo dijo...

Te entiendo Andrea, me resta por decir que es la presión psicológica, más la difusión de lo repudiado, lo que constituye el escrache. Sin esa presión psicológica, que en ciertos escraches puede ser mínima, el escrache perdería razón de ser. Una protesta que no busque tener un efecto o reacción...la pregunta sigue siendo..¿se justifica que se ejerza una mínima presión psicológica desagradable con el fin de terminar con una situación injusta, de impunidad? Para vos no, yo lo dudo..además, teniendo en cuenta que esa impunidad acarrea daños psicológicos a los perjudicados y omisiones estatales a sancionar al escrachado como corresponde, es decir, mucho más gravemente que con una protesta personalizada de presión psicológica, ¿no toma mayor legitimidad? Un saludo, Ignacio

pic dijo...

rg,

yo no soy tan moralista, pero bien ahi! pero eso te define como liberal y no como marxista, anarquista o feminista. para estas ultimas corrientes, toda la vida privada es publica e ideologica (en tanto reflejo de intereses de clase, o de genero--hasta la dinamica de las relaciones sexuales).

abz!

GerardoD dijo...

Es claro que para los comentaristas k el tema de los escraches (que antes defendían con vehemencia) es similar al planteo sobre la militancia: es bueno si hablamos de militantes gubernamentales, pero no si se trata de jóvenes que osaron militar en otro ámbito no oficialista!
Por otro lado, conozco varios abogados de provincias de entre 50/60 años (que no contaron con un estudio previo familiar ya exitoso) que pueden calificar sin problemas como exitosos o muy exitosos, pero ninguno, ninguno tiene 70 palos de patrimonio como producto de esa actividad. Y eso que no cuento solo el decenio de 1979/89 en que se dedicó a la profesión Cristina. Así que por favor.. dejen de pretender cuestionar a los estudiantes que preguntaron, ante una respuesta tan vergonzosa!

andresvas dijo...

Andrea, creo que hay escraches que pueden no tener como fin presionar psicológicamente al escrachado sino hacer pública una situación de injusticia no tan conocida para el resto de los que viven cerca del escrachado,creo que es el caso de los escraches de HIJOS a impunes varios que fueron una forma de concientizar y recordar esa situación de impunidad lo que terminó por ayudar a generar el climapara que eso terminara .

Andrea dijo...

Andres, hace muchos años (tal vez alguién aquí recuerde la fecha y el lugar) sucedió algo que me emocionó profundamente. Uno de los tantos militares represores indultados entraba en un restaurante en Buenos Aires. Alguién de los presentes lo reconoció. La persona se levantó de su asiento y se dirigió al resto de los presentes diciendo que se retiraba del restaurante porque con ese individuo al lado no podía jamás comer. Pero antes de retirarse pidió a todos que lo siguieran: no quedo nadie mas que el represor en el lugar.

Como en este caso, creo que siempre se pueden encontrar formas pacíficas e inteligentes de demostrar y/o concientizar a una sociedad, sin la necesidad de caer en el escrache domiciliario. Es sólo cuestión que una sociedad agudice su ingenio e imaginación para encontrar dichas formas de protestas pacíficas. Y si hay algo que no le falta a la sociedad argentina es picardía e ingenio. El último cacerolazo masivo con las múltiples consignas tan ingeniosamente expresadas por la gente en diversas formas, manifestándose en todo momento con alegría y muy pacíficamente, nos tendría que demostrar que los escraches domiciliarios ya se pueden guardar tranquilamente en el cajón del pasado.

andresvas dijo...

Andrea creo que en tanto no haya violencia, es una cuestión de eficacia política, no de ética. A mí me sirvió ver la casa de Wagner Gustavo Mitchel pintada y denunciada, toda la vida viví por ahí, no lo sabía y eso terminó con el tipo exhonerado como juez. En tu ejemplo, la gente levantándose mostró su indignación y HIJOS escrachando completó el proceso con el fin de la impunidad,las dos formas de acción callejera se complementaron.