30 dic. 2012

El primer arrepentido del Ministerio de Seguridad


En el último número de la siempre interesante Revista Crisis, aparece una excelente nota de Esteban R., quien fuera durante 20 meses funcionario del Ministerio de Seguridad. ER da cuenta de aquello en lo que se ha convertido la gestión Garré, que tanta gente interesante supo captar (gente que hace tiempo viene avalando, en los hechos, una gestión que da miedo).

Dice ER que, desde el Ministerio, y con el objetivo de disminuir la sensación de inseguridad, se profundiza el control poblacional y la militarización. Agrega: "La novedad introducida por la gestión Garré en Seguridad consiste en otorgarle a la Gendarmería la función de prevenir el delito. Y prevenir implica dos cosas: vigilar a pobreza y, sobre todo, controlar a los jóvenes de los barrios marginales."

ER da amplio respaldo a sus dichos, da cuenta de la violencia ejercida por Gendarmería contra los pobres, y de las humillaciones que ejerce contra los miembros de los grupos más vulnerables. Critica el "uso del espectáculo de la seguridad", en la que no ve la menor inocencia (gendarmes "desembarcando para la guerra " en barrios carenciados -ver www.minseg.gob.ar/multimedia/videos ). Objeta, en particular, el giro impulsado en el Ministerio, desde la llegada de Berni, "el verdadero jefe operativo de la fuerza".

Y concluye: "La Gendarmería es la contradicción principal de una gestión que pretendió calar hondo, despolicializando la seguridad con una mirada multiagencial, pero que puede terminar adhiriendo a los términos simplificados que impone la demagogia punitiva".

10 comentarios:

mariela dijo...

que interesante! me encantaria leer el artículo. parece dar sentido a algo que me contaba una amiga ayer y me parecía loquisimo: la gendarmeria corriendo a unos vecinos que protestaban porque un country había cerrado con alambre el acceso a un arroyo público. ¿que hace la gendarmeria ah?, pregunte yo... ¿se aseguraba de que proteger el alambrado del country? me contesta..."loquisimo" pensé...

Anónimo dijo...

Es triste como la impericia del Gobierno para manejar ciertos temas nos lleva a los extremos más ridículos, pero te puedo asegurar que en mi barrio de clase media baja del conurbano el desembarco de Gendarmería se vive con alivio.

Anónimo dijo...

Interesante el último comentario. El progresismo argentino todavía no entiende que los principales interesados en seguridad son los sectores más humildes, porque son justamente los que carecen de recursos para contratar seguridad privada. El tipo que vive en Puerto Madero o en un country de lujo, el tema seguridad lo arregla con plata. Esto de ninguna manera significa convalidar los eventuales abusos de gendarmería, pero es necesario entender que las cosas no son tan blanco y negro. Como dice el mensaje anterior, para muchos sectores medios bajos o bajos la llegada de Gendarmería es también un alivio.

mariela dijo...

también lo sería la llegada de la armada y la fuerza aerea...el punto no es a quién se alivia, sino en que transformar a la comunidad cuando elegis esa forma administrar la cuestión de seguridad. Anoche me relataban a Chavés como un tipo bancado por el "buen ejercito". llevado ahi de la mano del ejercito y quien asegura su preeminencia política por el apoyo de un ejercito "respetado". Todo bien con que haya buenos y malso ejercitos, todo mal que el poder político se asiente en la banca de la corporación que tiene las armas. Digo, no?

Anónimo dijo...

Mariela no seas infantil, estamos hablando de algo concreto, vos señalás un caso concreto que viene bárbaro para reforzar tu criterio respecto de cómo funciona Gendarmería, yo aporto mi caso concreto no contado por nadie sino vivido de cómo las clases medias bajas y humildes viven el desembarco de Gendarmería. A mí no me gusta Gendarmería, no me han tratado bien las veces que me han tratado, pero no se trata de ponerse anteojeras y decir que están maltratando a todo el barrio, a la mayoría de mis vecinos les parece bien vivir así controlados, prefieren eso al descontrol generalizado de salir y que dos pibes te encañonen en una moto a plena luz del día porque tenés varias distribuidoras de droga en los alrededores o porque quieren cambiar la moto o porque están aburridos y dejaron el secundario o lo que sea.
Así que el punto central aquí sí es a quien alivia porque la idea de comunidad no existe cuando la inseguridad te la desintegró en casas e individuos separados por una medianera. Si salieras de tu comodidad y te dieras cuenta que tu idea de comunidad en varios lugares ya no existe por las condiciones reales de existencia le harías un favor a tu capacidad de analizar una problemática en lugar de burlarte de las personas asustadas porque celebran que los sobrevuela un Pucará mientras brindan el año nuevo.

mariela dijo...

ah...la experiencia personal...esa si que es un misterio insondable para las cateogrizaciones faciles, y la caida libre al mundo de estereotipos ... ni te das una idea de lo equivocado que estas, verdad? yo vivo a una cuadra de los barrios mas peligrosos de cordoba (adentro, la verdad). hace dos dias entraron a mi casa por los techos, entraron por la ventana de mi habitacion, sacaron un celular de la mesa de luz de mi pareja, y otras cosas de la habitación contigua... los llamados rompepuertas agujerearon la puerta de entrada de mi casa este año, a principios, y a mediados, otros menos "famosos" intentaron arrancar la reja de la cocina...querido que se yo quien sos... no te imagino, no te estereotipo, converso con vos...que tal si hablamos sin estereotipos y categorias y tratanos al otro con un minimo de reconocimiento de inteligencia. Desde mi "infantilismo" no te digo que no tengas razón en lo que decis, en la lectura del sentimiento de la gente que te rodea, que probablemente es similar al de mi barrio. pero aún así puedo seguir pensando, sabes? Y lo que pienso, o creí, es que discutiamos políticas públicas, reales de hoy, pero también las que nos construyen a futuro. Pensaste por un momento que los pocos accidentes de pirotecnia que hubo este año puede tener que ver con que la gente estuvo menos en la calle. No se por tu barrio, pero por el mio todo el mundo estaba adentro. A mi me alegra que nadie se lastime, pero no puedo dejar de ver como abandonamos el espacio público. y una vez que se abandona no se recupera. de la misma manera que puede pasar si abandonas la seguridad en manos armadas para la defensa de fronteras...

rg dijo...

si la unica alternativa fuera gendarmeria si o no en los barrios pobres, digo que si, porque me parece mejor que el habitual abandono a su desgracia. pero creo que uno se molesta no solo porque aparece esa vision de pobre igual criminal, en el gobierno (criminal que debe ir preso, segun la presidenta), sino porque no se privilegia la politica social, que es lo que los recientes saqueos confirman: a fin de anio tenes a miles de personas esperando a ver si el poder se apiada y larga un pan dulce extra. hay cientos de miles de jovenes que ni trabajan ni estudian (el gran dato social de los saqueos), porque la politica estatal los abandono por completo, por completo, por completo, desde hace años. eso es lo que enerva, y frente a ese contexto uno responde: los problemas sociales requieren respuestas sociales, no militares

Mariano dijo...

Para alentar/incentivar el debate y poner a disposición del que desee el texto de la entrevista original, dejó por acá el enlace al artículo de la revista.

http://www.revistacrisis.com.ar/el-uso-progresista-de-la.html

Saludos!

Mariano dijo...

Para alentar/incentivar el debate y poner a disposición del que desee el texto de la entrevista original, dejó por acá el enlace al artículo de la revista.

http://www.revistacrisis.com.ar/el-uso-progresista-de-la.html

Saludos!

Anónimo dijo...

En linea con lo que marcaba Roberto, ya en el 2002, la Comisión de Seguimiento de la Convención de los Derechos del Niño marcaba que había millones de niños que no estudiaban y de jóvenes que no trabajaban, que estaban librados a su suerte (que podemos asegurar no es mucha). Entiendo que la situación sólo se ha profundizado. Este colectivo de gente fue y sigue siendo asumida hoy como un descarte. Están excluidos de todo. No están siquiera en ningún eje de discusión. Esta situación es realmente imperdonable.